Aerocool GT-A. Review y Unboxing

Hace ya un tiempo os hablamos de una nueva caja de Aerocool, marca de la que ya hemos analizado otra caja y quedamos muy satisfechos con ella. Esta vez...

Hace ya un tiempo os hablamos de una nueva caja de Aerocool, marca de la que ya hemos analizado otra caja y quedamos muy satisfechos con ella. Esta vez volvemos con la Aerocool GT-A, una caja en formato semi-torre, de unas dimensiones más grandes que la anterior (485 x 185 x 475 mm), que nos ha dejado muy buenas sensaciones.

Antes que nada, y como viene siendo habitual en Game It desde hace un tiempo atrás, os dejamos con un unboxing del producto y tras éste, el análisis escrito.

[yframe url=’https://www.youtube.com/watch?v=mMQDhHS6VUg’]

Exteriormente impresionante

Aerocool GT-A 01 Lo primero en lo que nos fijamos al ver esta caja es en su apariencia futurista, un estilo más que usado por las compañías a la hora de diseñar este tipo de productos. A veces aciertan, otras no, en el caso de Aerocool aciertan totalmente con un diseño que además de ser agresivo, es sobrio y elegante. En Game It hemos tenido en nuestras manos la GT-A en color negro con detalles en rojo, aunque también podremos hacernos con el mismo modelo en blanco.

En la parte frontal de la caja nos encontramos el panel con las siguientes conexiones: tres puertos USB (dos de ellos 2.0 y uno 3.0), conexiones de audio, botón de encendido y reinicio y un controlador de ventiladores del que hablaremos más adelante.

Espacio suficiente para nuestros componentes

El interior de la caja está perfectamente estructurado para sacar el máximo provecho de ésta. Vamos por partes:

En primer lugar queremos hablar sobre las placas base, ya que esta caja soporta placas del tipo ATX, Micro-ATX y Mini-ITX, ofreciéndonos así bastantes posibilidades a la hora de montar nuestro PC gamer.

Respecto a tarjetas gráficas podremos instalarlas de hasta 310 mm de longitud, lo que nos da margen para montar prácticamente cualquier gráfica del mercado. También ofrece la posibilidad de montar disipadores para la CPU con una altura máxima de 165 mm, pudiendo así elegir entre un buen abanico de disipadores de altas prestaciones para mantener bien refrigerado nuestro procesador.

Ventilación

Sobre ventilación, la GT-A trae consigo dos ventiladores preinstalados de 120 mm, uno en la parte frontal y otro en la parte trasera, éstos tienen una velocidad máxima de 1200rpm ofreciendo un flujo de aire constante de 36,4 CFM.

Además de esos, podremos instalar tres ventiladores más (de 120 mm también) garantizándo un buen flujo de aire y la máxima refrigeración de nuestros componentes. En la parte frontal de la caja, junto con el resto de botones y entradas, podemos encontrar un controlador de ventiladores de dos canales con el que podremos modificar la velocidad de giro de éstos (ajustándose también el ruido producido). Por último y sobre este tema, la caja cuenta con dos aperturas en la parte trasera por donde podremos pasar conductos por si queremos instalar refrigeración líquida.

Aerocool GT-A 04 Resumiendo, con la GT-A podremos contar con hasta cinco ventiladores de 120 mm: dos en la parte frontal (uno de ellos preinstalado), dos en la parte de arriba de la caja y otro preinstalado en la parte trasera. No tendremos que preocuparnos por una posible ventilación insuficiente gracias al magnífico flujo de aire que tiene la caja debido, no solo a los ventiladores, sino al panel frontal completamente enrejillado que facilitará la entrada de aire frío del exterior. Además, las salidas de aire de la parte superior de la caja tienen una función más que estética. La obvia es permitir la salida de aire caliente gracias a la convección o a los dos ventiladores de 120 mm que podemos instalar. La segunda y menos obvia es reducir la entrada de polvo cuando éstos no estén funcionando.

Almacenamiento y gestión de cableado

En cuanto a almacenamiento, nos encontramos con tres bahías de 5,25″, dos jaulas de HDD que permiten montar 3 bahías de 2,5″ y otras tres de 2,5″ o 3,5″. Éstas vienen soldadas a la caja por lo que no podremos retirarlas para obtener un mayor espacio y flujo de aire en el caso de que no las usemos. Otro aspecto a tener en cuenta es que en la parte superior de la caja contamos con un dock station para conectar discos duros de 2,5″ o 3,5″, algo que hará las delicias de todos aquellos que manejen un gran volumen de datos. Las jaulas para las bahías de los discos duros están dispuestas de forma perpendicular al soporte de la placa base, por lo que el cableado de las unidades saldrá directamente por la parte trasera de las jaulas hacia el espacio de gestión de cableado detrás de la placa base. Las bahías, tanto las de 5,25″ como las de 2,5 y 3,5″, tienen un sistema de montaje sin herramientas para evitar el uso de tornillos si es nuestro caso. Además, junto a las jaulas podemos encontrar un «nervio» en el soporte de la placa base con varias aperturas para la gestión del cableado de las unidades instaladas.

El soporte de la placa base cuenta con una apertura donde iría situado el procesador, por lo que podremos desmontar el disipador de la CPU para realizar tareas de mantenimiento sin desmontar toda la placa. Además de ésto cuenta con varias aperturas para la gestión del cableado, aunque ninguna de éstas presenta el engomado pertinente para evitar el deterioro del cableado en la instalación del equipo y evitar que pase el polvo a la parte trasera del soporte de la placa base.

La fuente de alimentación se sitúa en la parte inferior trasera de la caja, y cuenta con un filtro antipolvo retirable para mantenerla bien salvaguardada, aunque se echa en falta que los separadores donde va situada ésta vayan recubiertos de goma para absorber las vibraciones que pudiera generar la fuente de alimentación. En la GT-A éstos serán simplemente de metal y no cumplirán otra función más que distanciar el ventilador de la fuente de alimentación del fondo de la caja para que el flujo de aire sea correcto.

Una caja para el futuro

Si algo sacamos en claro después de probar la GT-A de Aerocool es que estará a nuestro lado bastantes años ya que, teniendo en cuenta de que es una mid-tower, ofrece capacidad para albergar componentes de cierto calibre y mantenerlos bien refrigerados gracias al buen flujo de aire creado por los cinco ventiladores que puede albergar y el panel delantero enrejillado. Además, como ya hemos contado al principio de este análisis, la caja exteriormente es bastante bonita, algo muy a tener en cuenta a la hora de hacernos con un producto de este tipo. Si queréis obtener más información del producto podéis hacerlo en la web de Aerocool.

Finalmente desde Game It otorgamos a la caja Aerocool GT-a nuestro galardón de plata.

Categorías
Análisis HardwareHardwarePCPlataformasTecnologíaVídeosVideos Destacados

Comencé apellidándome Stobbart y viviendo en París. Desde ese momento un atropello en Nueva York cambió mi vida haciendo que recorriera medio mundo, también he sufrido los experimentos del profesor Bacterio. He surcado mares, descubierto tesoros, conducido super deportivos y hasta bajado al Infierno; sin embargo aún me queda mucho por hacer. Apasionado de las aventuras gráficas y los Hack and slash.

RELACIONADO