Blitzkrieg 3 game it

Blitzkrieg 3. Análisis PC

Un tiempo para la guerra.

La 2ª Guerra Mundial no ha pasado de moda, y buena cuenta de ella es la cantidad de producciones ambientadas en la época que llegan a la industria. Hoy en Game It, y tras más de dos años de desarrollo, os traemos Blitzkrieg 3, el tercer título de la saga de Nival que tras mucho tiempo de espera por fin está totalmente disponible en Steam.

Las dos primeras entregas gozaron de bastante éxito, ya que mostraban una idea bastante original y la desarrolladora puso mucho mimo en ellos incluyendo nuevo contenido de forma habitual. Ahora con Blitzkrieg 3 buscan ir un paso más allá y mostrarnos el lado más estratégico del mayor conflicto bélico de la historia.

Los estrategas de la guerra

Blitzkrieg nació a principios de la década de los 2.000 como una interesante propuesta en lo que a juegos de estrategia militar se refiere. Este título omitía por completo el concepto de gestión de base y de creación de unidades bélicas, sino que aquí tendríamos que arreglarnos con las tropas que se nos daban y administrarlas bien marcaría la diferencia entre la derrota y la victoria.

El sistema de juego se basa en batallas anacrónicas, muy similares a juegos móviles del tipo Clash of Clans. Esto es, tu gestionas tu propia base en tiempo real mejorando los edificios que la compongan. Para ello tendrás que esperar un tiempo real, valga la redundancia, hasta que esta se complete. Obviamente, durante todo este tiempo tú podrás ser atacado por rivales, por lo que será indispensable que plantemos una defensa sólida para mantener nuestros recursos a salvo.

Para este fin dispondremos de la opción de hacer “simulaciones” atacando nuestra propia base y viendo sus puntos vulnerables. Además, tendremos la opción de que sea la IA quien se encargue de esta labor, o bien que lo haga algún otro jugador online.

Por otro lado, también contamos con el modo campaña. Este abarca varios periodos históricos, desde la invasión a Polonia (conocida también como La Campaña de Septiembre, donde Alemania y Rusia, principalmente, entran en territorio polaco) en 1.939 hasta la caída de Berlín en 1.945. Aquí podemos tomar control de las tres diferentes facciones elegibles en la campaña: El Eje, Aliados del Oeste o la Unión Soviética.

Esta tercera edición de Blitzkrieg trae campañas históricas: URSS, Alemania y Aliados, junto con más de 60 operaciones tácticas recreadas para el disfrute de los jugadores; incluyendo las legendarias batallas de Stalingrado, el Día-D o El Alamein.

Una Guerra a vista de pájaro

Mientras que Blitzkrieg 3 destaca por su originalidad en lo que a subgénero se refiere, (hay juegos similares, pero suelen estar dirigidos a dispositivos móviles), en lo que atañe al planteamiento, bebe completamente de propuestas de estrategia clásicas.

Estamos ante un título con la ya clásica vista isométrica en el género. Contamos con una jugabilidad bastante básica e intuitiva, por lo que no será complicado que cualquiera afronte las batallas de forma correcta y siempre con posibilidades de ganar.

Las opciones de las que disponemos pasan por, además de las clásicas de moverse, detenerse y atacar, ordenar a las unidades que mantengan posiciones (es decir, que no puedan moverse con libre albedrío), y que las unidades de asalto pueden entrar y asaltar un edificio ocupado por enemigos, para quedarse dentro.

Algo que no nos ha gustado nada es la irrealidad de muchos elementos de las batallas, y es que es habitual encontrarse con situaciones como que un enemigo aguanta bastante más de cinco disparos sin ser abatido, o ver como un francotirador no tiene eficiencia alguna desde larga distancia.

Una guerra sin alardes gráficos

Blitzkrieg 3 baja el nivel en su apartado gráfico si lo comparamos con todos los demás. Artísticamente el título de Nival es un juego justo, tanto en unas texturas poco trabajadas, como en unas animaciones bastante arcaicas.

El gran problema de esto es el estancamiento del título, y es que pareciese que estamos ante un juego de mediados de la década pasada. El apartado sonoro tampoco resalta demasiado, con una BSO y efectos sonoros bastante lineales y sin demasiado interés. Blitzkrieg 3 llega subtitulado al español, aunque con voces únicamente en inglés, ruso y alemán.

Conclusiones Blitzkrieg 3

La tercera entrega de la saga mantiene una línea muy similar a las anteriores, con un género bastante peculiar y complicado de encontrar en PC. Estamos ante una propuesta que mezcla bastante bien la profundidad con la sencillez jugable.

Blitzkrieg 3 es un juego para gente paciente, que no tenga problema en disfrutar de la estrategia en tiempo real más allá de un móvil, y que tenga una visión amplia del concepto multijugador habitual en este tipo de juegos.

En definitiva, estamos ante un juego bastante logrado en ciertos aspectos, aunque con notables carencias en el apartado artístico. Si a esto le unimos el género al que nos enfrentamos, no cabe duda de que estamos ante una propuesta con un público reducido, que seguramente se sienta más o menos satisfecho con la nueva entrega de la saga.

 

Blitzkrieg 3
6
Blitzkrieg 3
The Good
  • Una idea bien plasmada
  • La recreación de acontecimientos reales
The Bad
  • No apto para todos los públicos
  • Apartado artístico mejorable
  • NOTA
    6
Categorías
AnálisisPCVídeos

RELACIONADO