fade to silence game it

Fade to Silence. Análisis en PC

Probamos esta nueva aventura de supervivencia de THQ Nordic.

Ahora que se acerca el verano THQ Nordic nos trae un interesante reto para refrescarnos lo más posible con Fade to Silence, un juego desarrollado por Black Forest Games, en el que tendremos que sobrevivir para conocer la historia de un mundo post apocalíptico totalmente congelado. Son muchos los elementos que intenta abarcar, combinando acción, exploración, supervivencia, gestión de edificios… y aunque lo hace casi todo bastante bien, falla en algunas cosas. Os lo contamos todo a continuación.

Una voz en tu interior

Muy poco os vamos a contar de la historia de Fade to Silence y es que una de las gracias que tiene el título de Black Forest Games es que no conocemos absolutamente nada de lo que ha pasado. Según comenzamos escucharemos una voz interior, representada por algo parecido a una parca, aunque con toques un poco más demoníacas, la cual nos intenta desalentar constantemente comiéndonos la cabeza sobre que todo está perdido y no hay nada que hacer.

Ya desde el principio veremos que tenemos que sobrevivir en un mundo congelado, como si estuviéramos azotados por una enorme glaciación, donde la temperatura y el entorno va a ser lo más hostil posible. Lo que nos propone el título no solamente es explorar y gestionar recursos para poder pasar día a día, sino que también deberemos ir desentrañando retazos de una historia en la que no está nada claro por qué todo está congelado y parece haber una sustancia que lo impregna todo y que amenaza con corromper el mundo entero.

La premisa en sí es bastante intrigante, y según avancen los días y consigamos avanzar por el mapa, iremos descubriendo, mediante sueños y pesadillas, parte de la historia de este mundo congelado y maldito. El desarrollo en este sentido es bastante lento y es que vamos a necesitar un buen número de horas para poder hacernos una idea de qué es lo que ha sucedido, algo que forma parte del encanto de este Face to Silence.

Dark Souls conoce a Impact Winter

La jugabilidad de Fade to Silence tiene numerosas caras, pero se pueden encontrar dos vertientes diferenciadas: lucha y supervivencia. Comenzamos por la más corta de las dos y es que la lucha en el título es una de las partes más cojas de este juego, queriendo imitar un poco a títulos como Dark Souls dando mucha importancia a esquivar, gestionar la barra de resistencia o parando en los momentos oportunos. Sin embargo la mayor parte de enemigos que nos encontraremos, y es que son bastante repetitivos, son meramente presenciales una vez sabemos cómo derrotarlos. Los de melé se basará en echarnos para atrás hasta que carguemos nuestro fuerte golpe y repetir hasta que se mueran, mientras que los de distancia es esquivar sus ataques hasta que nos acerquemos lo suficiente, siempre teniendo en cuenta que estos pueden cargarse y explotar al contacto (es tan sencillo como rodar cuando hacen la carga y ya no serán un problema nunca más).

Si decimos que son bastante repetitivos es porque en Fade to Silence no hay demasiada variedad en cuanto a monstruos, pasándonos muchísimas horas con dos tipos en su inmensa mayoría: el de melé y el que dispara. Tras estos nos encontramos otros exactamente iguales pero con más vida y un color distinto, pasan del rojo/naranja al verde (el de distancia tiene un disparo algo distinto y más difícil de esquivar, pero nada del otro mundo). Si continuamos avanzando en la historia nos podemos encontrar a un depredador, quién nos será un poco complicado la primera vez que nos enfrentemos a él pero una vez descubramos que con flechas y esquivando sus cargas, es bastante sencillo, y dos tipos más de monstruos grandes: uno a melé, contra el que podremos repetir la táctica de pegar, rodar para atrás y así hasta matarlo, y uno que nos lanza un gancho, el cual exigirá algo más de reflejos pero que es muy vulnerable a flechas. El último monstruo que nos encontraremos habita solo en las zonas corrompidas, siendo una enredadera que viaja por el suelo a gran velocidad y sale justo para atacarnos, no quita prácticamente nada de vida, tiene muy poca y es sencilla de parar. Todos ellos llevan nombres como empalador o enredadera atroz, para meternos miedo en el cuerpo, pero una vez les tenemos cogida la medida los combates son un mero medio para un fin.

fade to silence game it

La parte más complicada de la lucha es cuando tenemos ante nosotros más de un enemigo o se junta con un ambiente hostil o la luna de escombros. Esta es una especie de satélite que estará dando vueltas por todo el mapa y que se entretiene lanzándonos cosas para intentar molestarnos o incluso matarnos, ya que puede llegar a tirarnos coches encima. Al principio de nuestra aventura no es más que un estorbo momentáneo, pero con el tiempo puede llegar a ser un auténtico dolor de cabeza, especialmente si estamos gestionando inventario o alguna cosa en los menús ya que el juego no se pausa (eso sí, en nuestro campamento no podrá tirarnos nada).

Con esto terminamos el apartado de la lucha, que si bien cumple con su función de tenernos ocupados y añadir cierta dificultad al título, no acaba de ser todo lo desafiante que debiera para un juego que promete dificultad (de hecho, al principio podremos escoger entre el modo supervivencia, más difícil, y el modo exploración, con más vidas y con el que no podremos conseguir logros). La supervivencia tampoco entraña una gran dificultad, pero sí que necesitaremos más habilidades ya que gestionar nuestro campamento al mismo tiempo que viajamos para recolectar objetos no siempre será sencillo.

Para ayudarnos en la tarea podremos acoger a supervivientes a los que les podremos dar órdenes como recolectar, construir, fabricar, descansar… Fade to Silence cuenta con un sistema de crafteo sencillo y fácil de entender, con el que podremos establecer nuestro campamento base y los objetos más básicos para comenzar la aventura y, a partir de ahí, ir prosperando. En esto tienen un gran impacto los otros supervivientes y es que ellos son los que tienen las habilidades de crafteo necesarias para construir edificios, recolectar automáticamente, cazar… Tala, ocultismo o artesanía son algunas de las habilidades que tendrán y que nos harán la vida mucho más sencilla.

fade to silence game it

Durante nuestra exploración nos podremos encontrar tres lugares de recolección diferenciados: arboledas, minería y zonas de caza de ciervos. Para poder reclamarlas solamente tendremos que talar un árbol, picar una vez o cazar un ciervo, y entonces ya podremos ordenar a cualquier superviviente con la habilidad necesaria que se encargue de ir a esa zona a recoger materiales. Esto lo hacen de manera automática, simplemente llevándoles un tiempo, y trayendo todos los recursos que puedan cargar, pero debemos tener en cuenta que los recursos son limitados, y que zonas como las arboledas no se van a regenerar nunca, por lo que los recursos son limitados así que no podemos estar explorando hasta el infinito pasando de la aventura principal o simplemente viajando, en algún momento se nos acabarán los recursos.

Para ayudarnos en la exploración podremos crear un trineo, para el cual necesitaremos lobos que los tiren. Estos se consiguen a veces al liberar una zona de la corrupción, pequeños focos que debemos sanear. De esta manera iremos consiguiendo más velocidad, pero no solamente eso, sino que también llevaremos un baúl que nos ayude a cargar con más equipo.

A mayores también nos encontraremos multitud de puntos de recolección por el medio, pudiendo conseguir plantas, flechas, comida, leña, madera, esencias, partes de monstruos… todo lo necesario para poder sobrevivir en Fade to Silence. Son muchos los detalles a tener en cuenta y como podéis ver bastantes edificios los que tendremos a nuestra disposición, pero todo se va descubriendo poco a poco y es que el clima irá cambiando de manera dinámica. Así, podremos estar tranquilamente explorando en una zona alejada y ver cómo la temperatura cae a los -30 grados, o incluso azotarnos una tormenta de hielo, llegando a los -90 grados. Hay datos que nos ayudan a identificar con algo de antelación cuándo esto va a ocurrir, o incluso esa voz interna nos advertirá, por lo que de nosotros depende sobrevivir a este clima.

La gestión de nuestro propio equipo también será importante y es que podremos llevar capas que nos protejan contra el frío, distintas armas que nos servirán para luchar o recolectar, morrales para llevar más objetos… todo esto será susceptible de ser mejorado y es que cuando vayamos avanzando los materiales irán cambiando.

fade to silence game it

La gestión de los supervivientes también será clave para sobrevivir, y es que estos deberán mejorar también sus habilidades para poder hacer los mejores equipos. Para ello deberemos ocuparnos de que su moral sea alta, momento en el que se abrirán más a nosotros contándonos su historia y lograrán mejorar. También deberemos ocuparnos de que tengan comida suficiente en el refugio y de que no les falte leña, ya que ellos necesitarán tener leña ardiendo las 24 horas del día. También necesitarán descansar, pero esto es algo que harán automáticamente y, si vemos que por cualquier motivo no pasa, nosotros mismos podremos ordenárselo.

También tendremos que gestionar nuestras propias estadísticas, aunque en este caso de una manera más sencilla. Tendremos tres barras a las que echarle un ojo: la comida, el frío y la del refugio. La primera y la segunda es bastante claro lo que hacen, y es que deberemos comer y vigilar nuestra temperatura corporal si no queremos perecer. Comer es sumamente sencillo y para evitar el frío necesitaremos encontrar un barril para hacer una hoguera o sacar nuestro propio refugio portátil. En cuanto a la barra del refugio nos marcará el tiempo que falta hasta que la corrupción lance otro ataque a nuestro campamento, y es que no lleva nada bien que lo estemos reconstruyendo tras haberlo destruido al principio del juego. Podremos construir defensas y los supervivientes se encargarán de defenderlo, pero lo más sencillo es estar presentes para ayudarles. Además, si nos vamos o no estamos, les bajará la moral porque sentirán que los hemos abandonado, aquí la confianza es importante.

Para superar el desafío que es Fade to Silence tendremos un número limitado de vidas, lo que hará que el juego termine si estas se reducen a cero. Pero no habremos tirado nuestro tiempo y es que completando diversos desafíos en el juego como expandir nuestro territorio liberando torres, nos otorgará ofrendas, las cuales se activarán en el caso de que tengamos que comenzar de nuevo. Así podremos empezar con un extra de leña, el trineo y su edificación ya construida en el refugio… algo que nos facilitará bastante el segundo intento. También conservaremos las gemas de mejora que consigamos, y es que así podremos subir algunas estadísticas como la resistencia al frío, la barra de resistencia, nuestra vida o hacer que tardemos más tiempo en morir de inanición.

El mapa no es increíblemente grande, pero debido a los numerosos viajes que tendremos que realizar y las paradas para llevar equipo al campamento o a descongelarnos, acabará por darnos un gran número de horas de exploración. Estas se han reducido un poco gracias a la posibilidad de teletransportarnos entre las torres que saneemos, gracias a los cristales purificados, una manera más sencilla y cómoda de gestionar nuestros viajes.

fade to silence game it

La belleza de la destrucción

A pesar de que estamos ante un juego dominado por los colores ocres y el blanco y negro, Black Forest Games ha sabido sacar provecho al uso del Unreal Engine, trayéndonos un juego muy bonito de completar al que debemos añadirle la posibilidad de usar Nvidia Ansel, dejándonos estampas de lo más bonitas. Si bien es cierto que hemos visto algo de popping durante nuestras partidas, el resultado final es detallado y realmente dan ganas de echarse una mantita a la espalda mientras estamos jugando.

Los pasajes nevados pueden parecer muy sencillos de realizar, pero debemos tener en cuenta de que no solamente estamos ante un mundo en el que todo está blanco, sino que hay distintos niveles. A veces luce el sol, momentos en los que todo parece de un blanco que ciega, hay otros de tormenta donde prácticamente no se ve nada, días de bruma, tornados que arrasan con todo, distintos niveles de nieve en el suelo… A esto debemos sumarle el contraste del que hacen gala las zonas corruptas, predominadas por unas zonas rojizas parecidas a las venas del cuerpo humano, sin duda un gran trabajo por parte del estudio.

La localización a nuestro idioma también se ha llevado muy bien, estando perfectamente traducido al castellano de arriba a abajo. Las voces solo están dobladas al inglés, pero tampoco es que haya mucho que leer como para que esto pueda llegar a ser una molestia para alguien. La banda sonora, por otra parte, pasa bastante desapercibida, pero no porque no hayan realizado un buen trabajo, sino porque está diseñada para no desentonar con el entorno helado y que parece no tener fin, acompañando muy bien a nuestro protagonista.

Conclusiones de Fade to Silence

En tonos generales el título de Black Forest Games y THQ Nordic nos trae un desafío bastante interesante, donde pasarnos horas y horas explorando y gestionando un campamento que, si bien ofrece menos dificultades de las que podría parecer en un momento, nos da una experiencia bastante satisfactoria. El combate, algo al que se le podría haber sacado algo más de partida, acaba siendo un medio para un fin, sin mayor dificultad que conocer a los enemigos y saber cuándo debemos atacar, lo que acompañado a que hay muy pocos diferenciados no ayuda a aumentar la dificultad.

Desde luego una experiencia muy a tener en cuenta si estamos buscando un desafío para sobrevivir en un entorno helado, todo envuelto en una historia a la que ir desentrañando poco a poco mientras gestionamos todo un campamento de supervivientes.

Politica notas Game It

fade to silence
7.5
fade to silence
The Good
  • La posibilidad de desentrañar la historia poco a poco.
  • Un mundo helado recreado hasta el último copo de nieve.
  • La gestión del grupo de supervivientes.
  • Exploración en trineo.
The Bad
  • Un sistema de combate que no alcanza la connotación que debiera.
  • Puede llegar a ser algo repetitivo por momentos.
  • No llega a ser muy difícil.
  • Muy bueno
    7.5
Categorías
AnálisisPCPlayStation 4VídeosXbox One

Apasionado del mundo de los videojuegos, cine, música, rol, literatura... todo lo que tenga que ver con la creatividad. Escritor frustado con sus propios guiones.

    RELACIONADO