Gigabyte X299 Aorus Master, preview y unboxing

Preview y unboxing de la Gigabyte X299 Aorus Master, seguridad, estética y rendimiento para los nuevos procesadores Intel
Gigabyte X299 Aorus Master

Continuamos con nuestro repaso a las opciones que Gigabyte nos ofrece a la hora de montar el PC de nuestros sueños, y lo hacemos con la placa base Gigabyte X299 Aorus Master, una placa base con chipset Intel X299 compatible con los procesadoresel Core X Series 9 y una serie de características que permitirán exprimir al máximo nuestro nuevo procesador.

Unboxing

La Gigabyte X299 Aorus Master nos llega presentada en una caja de cartón cuyos colores principales, negro y naranja, son los corporativos de Gigabyte Aorus. La carátula está presidida por una imagen a todo color de la placa base con la iluminación encendida dejando la trasera para las especificaciones técnicas más reseñables de la placa.

Una vez abierta la caja encontramos la placa en una bandeja de espuma y perfectamente embolsada en un plástico que la protege de la electricidad estática y el polvo. Al extraer esa bandeja encontramos una bandeja de cartón perfectamente compartimentada que alberga todo el cableado y accesorios que incluye la Gigabyte X299 Aorus Master

La Gigabyte X299 Aorus Master

Tal y como mencionamos en la preview de la placa X299 Designare EX, para poder exprimir al máximo este tipo de procesadores de alto rendimiento necesitamos que la placa base proporcione una alimentación de calidad al micro, por eso la Gigabyte X299 Aorus Master cuenta con una solución VRM digital de 12 fases con Smart Power Stage para una administración de energía totalmente optimizada. El controlador digital y el doble conector de 8 pines, reforzados con blindaje metálico para una mayor durabilidad, aseguran una alimentación precisa y en suficiente cantidad para satisfacer las necesidades del procesador. Para ello se han implementado una serie de características que aseguran tanto la alimentación como la refrigeración de todo el VRM de la placa base, entre las que se encuentran una PCB con una doble capa de cobre, que permitiría cubrir las demandas energéticas del procesador en situaciones límite así como ayudar en la refrigeración de todo el conjunto. Además, para asegurar la correcta disipación del calor del VRM se ha implementado un sistema de disipadores que incluye un heatsink de 6 mm, un ventilador integrado en el MOSFET cuyas rpms se adaptan automáticamente a las temperaturas del VRM, la inclusión de pads térmicos para facilitar la transferencia de calor y la utilización del backplate de la placa base para ayudar a disipar todo el calor de la placa base.

Si continuamos con la parte superior de la Gigabyte X299 Aorus Master, encontramos 8 zócalos para RAM DDR4 que admiten un total de 128 Gb de memoria distribuidos en 4 canales. Además, la placa base es totalmente compatible con perfiles XMP hasta 4000 MHz con tan solo montar módulos compatibles y asegurarse de tener activado el perfil XMP en la BIOS. Estos zócalos cuentan con un refuerzo metálico, el blindaje omnipresente en las placas Gigabyte, que asegura la durabilidad e integridad de los mismos. Este mismo «blindaje» se encuentra también presente en los puertos PCIe  fabricados en acero inoxidable Ultra-Durable de una sola pieza y doble soporte de sujeción que evita que las tarjetas gráficas pesadas doblen las ranuras PCIe con su peso y causen daños en los conectores y la placa base. Además, la placa base presenta un diseño exclusivo PCIe Express que utiliza los 44 carriles de la CPU. Gracias a esto se pueden instalar hasta 4 gráficas con configuraciones a tres o cuatro vías para un rendimiento brutal. Además del refuerzo de los conectores, es obvio que la placa necesita de un refuerzo extra para soportar todo este peso. Por ello la Gigabyte X299 Aorus Master cuenta con un backplate metálico que refuerza la placa y evita que se dañe por el peso de los componentes y ayuda en la refrigeración de la misma. Por último, y para acabar de repasar toda la «armadura» de esta placa hay que recalcar que el protector de los puertos traseros va incrustado en la placa ofreciendo así un conjunto más robusto a la par que facilita el montaje en el chasis y evitando así posibles pérdidas.

Si continuamos con el almacenamiento, encontramos tres puertos M2 PCIe  de tercera generación que permite velocidades de lectura / escritura extraordinarias, con la posibilidad de configurar matrices RAID para obtener velocidades de lectura secuenciales de hasta 3551 MB/s. Para evitar bajadas de rendimiento por sobrecalentamiento de las unidades m2, se ha dotado a estos puertos de tres disipadores Thermal Guard, para asegurar la refrigeración óptima de los mismos y, ya de paso, conseguir un acabado estético brutal. La placa base también está preparada para la memoria Intel Optane, mejorando las velocidades de lectura / escritura de los discos duros mecánicos tradicionales. En lo referente a almacenamiento o conectividad USB encontramos 4 puertos USB 2.0 internos para poder conectar todos los gadgets de nuestro setup sin tener que recurrir a un HUB interno y un puerto USB 3.1 para poder usar el puerto Type C del frontal de nuestro chasis. En la trasera encontramos un USB Type C, un USB  3.2 (en rojo) y otros 6 USB 3.1

El apartado de conectividad de la  Gigabyte X299 Aorus Master cuenta con  la implementación de un adaptador de LAN Realtek 2.5 GbE integrado que acelera la conectividad de la red a velocidades dos veces más rápidas que la LAN estándar de 1 GbE. En el apartado de conectividad inalámbrica encontramos un chip Intel 802.11ac WIFI dual de 2.4GHz / 5GHz y 2T2R que aumenta el rango de recepción para obtener una mejor señal. La nueva antena AORUS brinda una mayor potencia y cuenta con una base magnética para anclarla cómodamente a nuestro chasis.

El sistema de sonido de audio de la  Gigabyte X299 Aorus Master está tan cuidado como el resto de aspectos de la placa base. Para el procesamiento de la señal de audio, el sistema de audio con el códec de audio Realtek ALC1220-VB high-SNR proporciona audio de sonido envolvente mientras que las señales digitales sin distorsión se filtran a través del ESS SABRE DAC 9218 con audio de 130dB SNR para brindar una alta fidelidad de audio. Para la optimización de la señal de audio, los condensadores de grado de estudio WIMA y NICHICON limpian el audio para brindar un sonido de grado profesional equilibrado. El rango dinámico frontal más alto en la entrada del micrófono también permite obtener una grabación, o retransmisión, de audio mucho más clara y potente.

En lo referente a la refrigeración del equipo, integra suficientes conectores y sensores como para que tengamos perfectamente controlado el rendimiento y la temperatura de nuestro equipo sin ningún tipo de problema. Por ello encontramos un total de 7 sensores integrados en la placa base, y un total de 8 puertos de ventiladores PWM que, a su vez, integran un puerto para instalar otro sensor externo más. Para visualizar, controlar y configurar todo esto Gigabyte pone a nuestra disposición el software Smart Fan 5 con el que podremos desde tener una visión general del estado y funcionamiento de nuestros componentes y su estado de refrigeración a crear curvas de ventilador personalizadas para cada uno de los instalados en el equipo, todo ello con una interfaz sumamente intuitiva y fácil de utilizar.

En lo referente a la retroiluminación, la placa cuenta con un atractivo diseño con varias zonas retroiluminables y admite el uso de tiras de iluminación LED digitales a través de los puertos que hay integrados en la placa base. Todo esto se controla a través del software RGB Fusion junto con el resto de componentes y periféricos de la marca. Dado que no disponemos de procesador para testear la placa base y poder mostrarla con la iluminación encendida, os dejamos con una imagen extraída del fabricante para enseñaros la placa con la iluminación encendida.

Conclusiones

La Gigabyte X299 Aorus Master es una placa que cuenta con todo lo necesario para exprimir al máximo nuestro flamante procesador, ofreciendo una alimentación precisa y continuada al procesador para obtener el máximo rendimiento del mismo con total seguridad. Asimismo, encontramos una solución térmica que asegura el correcto funcionamiento de la placa base y nos garantiza el correcto funcionamiento del micro. Dejando esto a un lado, encontramos un sinfín de «extras» que harán que sea sumamente fácil montar el equipo de nuestros sueños tanto en lo referente a almacenamiento, conectividad y refrigeración.

En lo referente al precio, podemos encontrar la Gigabyte X299 Aorus Master por 439€ en Amazon

Por todo esto, otorgamos los galardones de Producto Premium, Producto Recomendado y Calidad Precio de Game It a la placa base Gigabyte X299 Aorus Master.

Gigabyte X299 Aorus Master
Gigabyte X299 Aorus Master
Categorías
Análisis HardwareGame ItHardwarePCTecnologíaUnboxingUncategorized

Generación del 82, me encanta el mundo de los periféricos, el hardware y los videojuegos. Llevo GameIt en la sangre

    RELACIONADO