GTAV, análisis PS3

Muchos os preguntaréis por qué GameIT os presenta el análisis con tanto retraso, y bueno, podemos excusarnos con la directa mención de que Rockstar no haya mandado el título...

Muchos os preguntaréis por qué GameIT os presenta el análisis con tanto retraso, y bueno, podemos excusarnos con la directa mención de que Rockstar no haya mandado el título hasta pasados unos días de su lanzamiento, aunque lo cierto es que hemos preferido esperar a que pasase la tormenta. ¿El motivo? Pues muy sencillo, el hype y las opiniones no sujetas al objetivismo habrían hecho mella en los comentarios de nuestros lectores, de manera que decidimos realizar dicha crítica un poco más tarde. Excusados pues, vayamos al lío.

Rockstar prometió y no defraudó

¿Qué podemos decir para comenzar este análisis? Básicamente que GTAV es uno de los mejores juegos que ha pasado por mi consola desde hace mucho tiempo. Aunque si es cierto que condecorarlo como el GOTY de ese año es, desde mi punto de vista, abusivo, ya que son muchos los títulos que han aparecido a lo largo de todos estos meses y que llegan a una calidad nada envidiable. Puede que GTAV sea maravillosamente bello en todos sus aspectos, real y con un potencial nunca antes visto, pero no deja de ser lo mismo engalanado con un montón de brillantes. Aún así, esta nueva entrega de la franquicia ha sabido mejorar todos aquellos puntos en los que sus antecesores fallaban, aunque existen otros aspectos que se siguen manteniendo sin llegar a resolverlos.

Tres tristes tigres

Una de las novedades de este GTAV ha sido la inclusión de tres personajes principales, algo distinto de lo que llevábamos viendo desde los inicios de la saga. Rockstar sabe lo sencillo que puede llegar a ser el hecho de cogerle cariño a un personaje, pero también es consciente de que puede causar el efecto contrario en muchos de nosotros. Si recordamos al seco y anti efusivo CJ o al mafiosillo Tommy Vercety, podemos ver que ambas personalidades distan la una de la otra.

Pienso que este ha sido uno de los motivos por los que Franklim, Michael y Trevor comparten correrías por la inmensa ciudad de Los Santos. Cada uno de los personajes tiene su propio comportamiento, sus miedos y aficiones, una personalidad clara y bien definida y, por supuesto, características únicas que hacen a cada uno perfecto para cierto tipo de menesteres. Como opinión personal, Trevor es el que marca la línea de guión de este GTA, a pesar de que Michael siempre parece ser el que lleva las riendas de todo. Trevor es genial en todos los aspectos (aunque al final desvaría un poco), y hace que el “paseo” por el juego se haga merecedor de varias carcajadas e incluso de un acompañamiento triste al ahondar sobre ciertos aspectos de la vida del mismo. Trevor es GTA, así de simple.

Como ya hemos dicho, cada uno de ellos tendrá su propia historia, sus propios enemigos, vida y quehaceres, y que por intereses mutuos se verán obligados a trabajar juntos.

Al igual que ocurre con los diferentes vehículos, cada protagonista tiene sus capacidades definidas. Aunque todas ellas las podremos ir mejorando y aumentando con el paso del tiempo (y con los usos que hagamos del personaje), existe una única proeza o especialidad para cada uno de ellos que tiene una duración determinada: Franklim podrá conducir en cámara lenta, Michael disparar en “tiempo bala” y Trevor masacrar a sus enemigos con su poder de disparo.

gta-v-analisis-puente

Los Santos, una maravilla

Si hay algo que destacar entre todo lo destacable de GTAV es, sin duda alguna, el enorme y detallado mapa que caracteriza a los juegos de la franquicia. Los Santos es, es… es una JODIDA MARAVILLA. Cuando pensábamos que no veríamos nada mejor en nuestra casi ya retirada PS3, Rockstar nos dio una patada en el culo los ojos con esta bellísima ciudad.

Los Santos y todos sus alrededores, ha sido el trabajo magno de la compañía, en el cual sus artistas han sabido plasmar y acomodar años y años de trabajo (y equivocaciones, claro está), ciudad en la cual no falta absolutamente nada, en la cual cada rincón no está exento de detalle, donde cada mínima textura ha sido trabajada con mimo y dedicación. Es imposible que nadie te diga que GTAV es gráficamente pobre o que no cumple las expectativas, y si así ocurre deberemos pagarle lo antes posible una vista con el optometrista más cercano.

Proporciones épicas para un mapa al que no le faltan viandantes, coches, árboles, peleas, conversaciones, robos, trabajadores… todo lo que pueda decir es poco para aquellos que han tenido la suerte de caminar por Los Santos. BELLEZA, lo vuelvo a repetir. Belleza de sus calles, de sus vehículos cromados y de su cielo perfectamente detallado. Belleza de sus barcos y de la calidad gráfica del agua por el que navegan. Magnificas vistas de un cielo colmado de nubes, de puestas de sol, de efectos meteorológicos que te dejarán sin aliento: lluvia, truenos, nieve, sol deslumbrante…En resumidas cuentas: BELLEZA.

Yo he tenido la suerte o desgracia de poder jugar a su versión digital, esa que supuestamente iba “tan mal”. Si es cierto que la tasa de frames se ve claramente afectada en algún que otro momento, aunque provocado en mayor medida por el movimiento de la cámara más que por el motor gráfico. Y es que GTAV está optimizado al máximo y, aunque fue lanzado con algún que otro bug (algunos de ellos graves), en resumidas cuentas todo el complejo se mueve que da gusto en el hardware de nuestra consola.

La física no podía ser desmerecedora de este increíble apartado gráfico, y es que la compañía ha sabido sacarle partido al motor de su juego. Las explosiones y grandes “desastres” son llevados a escena con mayor suavidad, así como un máximo detalle en cuanto a destrozo de mobiliario urbano. Los vehículos siguen siendo la guinda de este pastel, ya que podremos ir viendo poco a poco como este se queda resumido en un amasijo de hierros mientras observamos como el detalle ha sido cuidado en todo momento. También es verdad que esto ha sido un plato fuerte desde los inicios de la saga y su paso al 3D.

Poco más se puede hablar sobre Los Santos. Cómpralo, entra y disfruta.

rsg_gtav_screenshot_278

Conduce y dispara

Si hay algo que caracteriza a la franquicia es el uso de coches, de cientos de automóviles que harán las delicias de los amantes del motor. La conducción se ha visto mejorada con el paso de los años hasta llegar al punto de parecer estar jugando a un Need For Speed. Dónde antes teníamos pequeños patinetes que resbalaban y derrapaban por doquier, ahora nos encontramos con un surtido de vehículos cuya física y manejo han sido retocadas para no sacar de quicio al jugador. A pesar de ello, no sigue siendo fácil llevar un camión de 5 toneladas.

Otras de las cosas que se ha visto modificada ha sido el manejo de los aviones y helicópteros, complicándolo hasta tal punto que llega a ser tedioso el manejo de estos. Pienso que con la excusa de la “veracidad” Rockstar ha dado demasiada rienda suelta a la realidad de vuelo, convirtiendo la conducción de estos en un auténtico suplicio en ciertas ocasiones. Pero vamos, nada que un buen gtaliber no pueda controlar. Poca diferencia he podido notar con respecto al uso de vehículos acuáticos, sin contar por supuesto la diferencia del agua por el que navegan. Belleza, como ya dije. Aún así, la capacidad de control de todo lo que manejemos irá mejorando a lo largo de la historia al ir conduciendo, volando o navegando.

El movimiento de los personajes así como el sistema de disparo también ha sido mejorado, aunque Rockstar sigue dejando un poco de lado estos dos importantes aspectos. Calcado de Max Payne 3, el mecanismo de apuntado introduce en este título un mejor sistema de cobertura, aunque los enemigos siguen teniendo una capacidad innata para dañarnos aunque estemos escondidos. En los ajustes se nos permite cambiar este modo de apuntado, dándonos una libertad total de disparo o una automatización de hacia dónde disparamos, la cual permitirá asignar a nuestro enemigo con solo pulsar L2. Con notables mejoras pero con otras carencias arrastradas de sus antecesores, GTAV va introduciendo más la franquicia en un verdadero shooter de acción en tercera persona.

Si volvemos al manejo de los personajes, este ha sido uno de los aspectos que más me ha disgustado de esta última entrega. Movimientos (en ocasiones) toscos y un poco inestables que me recuerdan estar jugando a GTA Vice City. Si la conducción ha sido una clara mejora de la saga, el manejo de los protagonistas es algo que no se ha tocado desde hace demasiados años.  Realmente no es que sea complicado llevar a nuestro querido hombrecito, pero mentiría si dijera que esa sensación de movimiento y esa extraña desincronización entre el mando y el personaje nos la harán pasar canutas en más de una ocasión.

 Si has tenido la oportunidad de probarlo, sabrás a lo que me refiero.

O7pe7

Me aburro, ¿estás de coña, pendejo?

Si te dijera que puedes estar cientos de horas jugando a GTAV y no aburrirte, ¿me creerías? Pues hazlo, porque no exagero en lo más mínimo.  A pesar de que el modo online (que analizaremos más adelante) otorga al título muchísimas más horas de entretenimiento, la campaña individual no necesita de ayuda para causar en nosotros esa sensación de disfrutar de una trama extensa, compleja, divertida y desafiante. Por supuesto, eso sin contar otras misiones extras, trabajos secundarios o, simplemente, por pasar el rato en la ciudad jugando al golf, al tenis o perfeccionando nuestra puntería. Todo lo que pudiste hacer en San Andreas y GTA IV lo harás aquí, pero elevado a su máxima potencia. Podremos comprar negocios que irán enriqueciéndonos con el paso del tiempo. Eso sí, cada personaje puede acceder a diferentes tipos de compra. Como siempre ha ocurrido, podremos acceder a tiendas de Ammu-nation para adquirir numeroso armamento que nos ayudará en nuestra cruzada. Eso sí, no todas estarán disponibles desde el principio, pues la mayoría se irán agregando con el paso del tiempo. Además de comprar todo lo que esté en nuestra mano, podremos añadir numerosos extras a las armas, como miras telescópicas, mejoras de munición o cargador o una pintura más acorde con nuestro atuendo (ja).

Otras de las características añadidas ha sido la posibilidad de tunear al máximo nuestros coches, así como prepararlos para lo que está por venir. Un lavado de cara total para nuestro buga y que hará las delicias de todos aquellos amantes del tunning. Cambios de piezas como frenos o ruedas y otras mejoras del motor, transmisión o dirección. Como yo digo, un NFS light.

La trama principal, que como ya dijimos mezcla a nuestros tres personajes, es de las más extensas y elaboradas de todos los juegos de la franquicia. Un total de 69 misiones principales que nos llevarán a perpetrar desde asesinatos múltiples hasta misiones de sigilo y premura. Variedad y calidad, esas son las dos palabras que sintetizan el elenco de trabajos que deberemos realizar en GTAV. Por supuesto, en ellas se mezclarán todos los aspectos y características de las que podremos disponer de forma externa a estas, como puede ser la conducción de todo tipo de vehículos, el uso de armas diversas, el robo, asesinato, secuestro…

No pueden faltar las típicas «misiones» como los saltos únicos o la búsqueda de determinados objetos. Trabajos de colección que, por primera vez, tendrán una repercusión en el juego. Ya no se trata de encontrar 100 fardos de droga o matar palomas, ahora estas pequeñas misiones se centran en un determinado personaje, algo que dará un poco más de sentido a esas intensas horas de búsqueda incansable.

Siempre llevaremos con nosotros un teléfono móvil que hará de puente de comunicación con los personajes que nos llamen para realizar misiones. Podremos recibir mensajería instantánea así como correos electrónicos que nos informarán de cualquier novedad, noticia o llegada de armamento a nuestro centro Ammu-nation más cercano. Una de las cosas más divertidas (aunque tediosa) es la posibilidad de acceder a Internet desde nuestro móvil y tener la libertad de «jugar» en bolsa (todo ficticio por supuesto). Dependiendo de las acciones que vayamos realizando y de lo que vaya ocurriendo en Los Santos, las acciones de una empresa pueden caer o subir sin previo aviso, convirtiéndonos en verdaderos millonarios si sabemos cuando actuar. Búsqueda de viajes, centros, restaurantes… una realidad funcional como si de nuestro propio smartphone se tratara.

Variedad y calidad, sin más.

GTA V

Made Fuck, Cabrón

¿Por qué Rockstar? Explícame el por qué este maravilloso juego no está doblado al español. Puedo entender que hayas mejorado los diálogos y que la fuente sea más cómoda de leer para aquellos que somos miopes. Pero de nuevo pregunto, ¿no puedes gastarte un poco más en doblar el título? Casi todos los juegos de esta generación están doblados, por no decir la mayoría. Muchos jugadores pensarán que esto no es necesario, o incluso que sería una locura el doblar tal cantidad de personajes. Pero si echamos vista atrás a otros títulos como Heavy Rain o el futuro Beyond, estamos ante juegos poseedores de un gran elenco de personajes y que aún así han sido doblados con voces de gran calidad.

Es más, si tanto os gustan esas conversaciones mientras llevamos un vehículo, es una razón más para que os gastéis un poco de dinero en realizar un doblaje merecedor del título. No me gusta ir estrellándome con todo mientras leo lo que hablan los personajes, y tampoco me gusta tener que detener la acción cada dos por tres para ver por qué se están gritando, insultando o discutiendo. Muy mal Rockstar, muy mal. Esta es una de las lacras más pesadas para la elección de mi nota final pues, otros títulos han sido castigados duramente por no haber traído consigo ese ansiado doblaje, y para mi GTAV no va a ser menos.

Para endulzar un poco estas últimas palabras, comentar lo mucho que me gusta la elección que hacen de la música para la radio (no me he reído más en mi vida que con la canción titulada “La granja”). Variedad en cada una de las emisoras, canciones que van desde el rock más duro hasta las canciones más pegadizas del momento. Chapó en este aspecto, como siempre.

GTA-V

Conclusión

¿Considero GTAV como el GOTY del año? Sinceramente, no.  A pesar de que las mejoras frente a sus antecesores son notables y la trama ha sido mucho más elaborada, GTAV sigue siendo otra entrega más de la franquicia que ha sido maquillada con un motor gráfico de alucine. Ojo, con esto no quiero decir que sea un juego malo, para nada, pero sí afirmo que a pesar de que sus personajes y su guión han causado en mí cierto despunte sentimental, creo que no puede ponerse a la altura de otras nuevas IPs o entregas cuyas características son más destacables.

Aún así, GTAV es un juego enorme, bello y de una calidad inalcanzable para muchos de los títulos lanzados y otros tantos que aún no han visto la luz. Una nueva entrega cuyo apartado gráfico ensombrece a otros grandes del género, y que, a pesar de haber realizado ajustes para mejorar la experiencia de juego, sigue arrastrando algunos errores de sus antecesores.

 LO MEJOR

– Su apartado gráfico, impresionante

– La complejidad de Los Santos, su tamaño y sus calles llenas de vida

– La mejora de la física así como la conducción de vehículos

– La trama y el enlazado de historias

– Tres personajes, tres posibilidades

– La música, como siempre a juego con el título

– Sistema de disparo y cobertura heredado de Max Payne 3

– Enorme cantidad de misiones, tanto principal como secundarias

LO PEOR

– Sigue sin venir doblado, algo imperdonable en estos tiempos

– El movimiento de los personajes, algo tosco en algunas ocasiones

Categorías
AnálisisArtículos

RELACIONADO