Naruto to Boruto Shinobi Striker

Naruto to Boruto: Shinobi Striker. Análisis PS4

Crea tu propia ninja

En los últimos años, Cyberconnect2 maravilló a los fans de la franquicia Naruto con la saga Ultimate Ninja Storm. Esta saga de títulos de lucha conquitó al público por su gran cantidad de personajes, su divertida jugabilidad y el repaso a la historia de uno de los animes con más seguidores. Tras el abandono de la franquicia por parte del estudio, Bandai Namco decidió darle una oportunidad a Soleil, un equipo subsidiario de Valhalla Game Studio, y fruto de esta colaboración nació Naruto to Boruto: Shinobi Striker. Esta nueva entrega se aleja del planteamiento de la saga Ultimate Ninja Storm, algo lógico ya que habría sido complicado llegar a sus estándares de calidad. Buscando un enfoque online, nos meteremos de lleno en unas intensas batallas multijugador de cuatro contra cuatro.

El mundo ninja vuelve

A pesar del final de su manga y anime, la franquicia de Naruto no está ni mucho menos muerta. Las batallas regresan en su continuación, donde el protagonismo cambia hacía una nueva generación de ninjas con Boruto (hijo del Naruto) o Sarada (hija de Sasuke y Sakura). Es en esta época donde se ambienta Naruto to Boruto Shinobi Striker, un mundo ninja donde podemos encontrarnos a Naruto como el Séptimo Hokage y la Villa de Konoha ha vivido su propia revolución tecnológica. La innovación ha llegado a tal punto que los ninjas no tienen que ponerse en peligro real para llevar a cabo su entrenamiento, ahora cuentan con un simulador que les permitirá vivir las mismas experiencias en un simulador de realidad virtual.

Comenzamos con la creación de nuestro propio personaje, un ninja que podremos moldear a nuestro gusto. Lo primero será elegir entre diferentes opciones físicas, como el género, estatura, peinado o cara. Hay que decir que, pese a lo variado de las opciones disponibles, son demasiado identificables a simple vista, tratándose de partes de personajes reconocidos de la franquicia. Habría estado bien algún peinado o maquillaje facial más original.

Naruto to Boruto Shinobi Striker

Según avanzamos, podremos ir desbloqueando diferentes opciones de personalización. No será centrará únicamente en el apartado estético, ya que también podremos modificar las habilidades especiales con las que contará nuestro personaje. Al estilo de lo visto en Dragón Ball Xenoverse, Naruto to Boruto Shinobi Striker cuenta con un sistema de maestros. Al seguir las enseñanzas de un personaje importante de la saga, como Sasuke, Yamato o Deidara, este nos acompaña en las misiones y nos permitirá aprender algunas de sus técnicas ninja más destacadas y conseguir algunas de sus armas. El juego cuenta con una gran cantidad de personajes que pueden acogernos bajo su guía, permitiéndonos escoger entre una gran variedad de habilidades muy diferentes.

En cuanto a la jugabilidad, Naruto to Boruto Shinobi Striker tiene un combate bastante sencillo pero no por ello menos divertido. Cada personaje cuenta con un par de habilidades especiales, además de los típicos golpes cuerpo a cuerpo y lanzamiento de utensilios ninja, como shuriken o kunais. A pesar de que en un primer momento las habilidades especiales puedan parecer pocas, y lo son si lo comparamos con otros títulos de la franquicia, la verdadera profundidad del sistema está en la cooperación con el resto de jugadores de nuestro equipo. Cada personaje contará con un rol en el que se basan sus habilidades (ataque, a distancia, defensa o sanador), haciendo el sistema de combate muy dinámico y entretenido.

La característica principal del combate es su gran velocidad. Desde el movimiento de los personajes, hasta la realización de las habilidades se hacen a un ritmo bastante frenético, provocando intensos combates donde podemos morir en segundos si no estamos atentos. Pero esta jugabilidad tan frenética también tiene sus “peros”, entre los que destaca un sistema de cámara que nos provoca alguna mala pasada. En ocasiones, la velocidad del juego, sumada a la verticalidad de los mapas, hacen que no podamos ver lo que está pasando, sobre todo si fijamos un objetivo que acaba escapando.

Modos de juego

Tras crear nuestro personaje, tendremos que ir a una sucesión de misiones, que nos llevan a los mismos mapas que los modos multijugador, para luchar con un variado elenco de enemigos. Si bien la posibilidad de realizarlas en solitario o con otros jugadores en su modo cooperativo está bien, la variedad de las mecánicas no es demasiado elevada y pueden acabar cansando la excesiva repetición. Además, algunas de las misiones nos contarán algunas de las partes de la historia de Naruto, recordando algunos de los momentos más memorables del manga y anime.

Pese a contar con este tipo de misiones para un jugador, Naruto to Boruto Shinobi Striker está centrado en el modo multijugador. Lo primero que se nos viene a la cabeza al ver este enfoque es como que el juego llega años tarde. Cuando la fiebre de los juegos competitivos está migrando hacía otros géneros, como el Battle Royale, Bandai Namco nos sorprende con un juego de este tipo.

A esto tenemos que sumar la poca originalidad a la hora de elaborar los modos de juego. En este apartado, el título cuenta, únicamente, con cuatro modos de juego diferentes y, entre ellos, podemos encontrar algunos de los modos más corrientes de los juegos competitivos, como la batalla de banderas o de bases. Otro de los modos es Combate, un modo bastante básico donde el objetivo será el de acabar un número de veces con miembros del equipo contrario. Este modo se ve entorpecido por sus propias mecánicas ya que, además de luchar contra el equipo rival, tendremos que recoger algunos pergaminos que aparecerán por el mapa y nos otorgarán distintos power ups. La búsqueda de estos obstaculiza la batalla, pero si no luchamos por ellos seguramente perderemos la batalla.

El último de los modos, el Combate de Barreras, es el mejor pensado y el más original. En este modo tendremos que eliminar la barrera enemiga, elevando unas piedras, para luego enfrentarse a una invocación, como Gamakichi. La cooperación del equipo es básica si queremos conseguir la victoria, haciendo que las virtudes de la jugabilidad se acentúen.

Al tratarse de un juego centrado en el multijugador, la calidad de la infraestructura online es una de los principales preocupaciones de los jugadores. Pues bien, durante los primeros días de juego el título ha sufrido de algunos problemas de conexión que afectaban a la experiencia, con desconexiones o un emparejamiento que se alarga en demasía. En las partidas por lo general va bastante fino, permitiéndonos jugar sin ralentizaciones de ningún tipo.

El manga cobra vida

En cuanto el apartado gráfico, a pesar de mantener el estilo cell-shading, Naruto to Boruto: Shinobi Striker cambia de estilo con respecto a las entregas de la saga realizadas por Cyberconnect2. Buscando un estilo de dibujo a mano, este título intentan imitar lo visto en el manga. El trabajo de Soleil es bastante resultón y gustará a los seguidores de la franquicia, ya que sin ser ningún prodigio técnico es muy agradable a la vista. El diseño de los mapas es bastante grande pero, en general, no tienen demasiados detalles, por contra, los personajes están perfectamente caracterizados igual que en el manga y anime. Los combates consiguen mantener una gran fluidez gracias a un sistema de animaciones bastante bien diseñadas.

Naruto to Boruto Shinobi Striker

El apartado sonoro no destaca de la misma manera que el gráfico. La banda sonora del título pasa sin pena ni gloria, acompañando de manera correcta durante nuestras horas de juego pero sin contar con temas de gran calidad. Además tendremos la posibilidad de elegir el doblaje entre una versión en inglés o japonés, entre los que destaca la segunda. Pese a no contar con doblaje en castellano, el título llega totalmente localizado a nuestro idioma.

Conclusión de Naruto to Boruto: Shinobi Striker

Con Naruto to Boruto Shinobi Striker tenemos sensaciones contradictorias. Por un lado, encontramos un juego entretenido, con un sistema de combate que, a pesar ser sencillo, tiene buenos cimientos. Los seguidores de esta franquicia estarán encantados con la posibilidad de crear su propio ninja, ya que incluye una gran cantidad de opciones de personalización. Pero por otro lado, también da la sensación de que el juego llega años tarde, por lo que no tenemos claro si mantendrá una comunidad de jugadores estable pasados unos meses. A esto hay que sumarle que la parte central del contenido está basado en mantenernos enganchados a sus modos multijugador competitivo, por lo que es necesario que haya una buena cantidad de jugadores para poder disfrutarlo.

Política de notas
Naruto to Boruto: Shinobi Striker
7
Naruto to Boruto: Shinobi Striker
The Good
  • Jugabilidad divertida
  • Gran variedad de opciones de personalización
  • Apartado artístico muy agradable
The Bad
  • La cámara
  • Pocos modos competitivos y muy básicos
  • Muy bueno
    7
Categorías
AnálisisPlayStation 4

RELACIONADO