Ni no Kuni: La Ira de la Bruja Blanca, impresiones PS3

Estamos ante unos de los títulos más esperados de 2013, un JRPG que lleva en el mercado nipón más de un año y que está ya en camino a...

Estamos ante unos de los títulos más esperados de 2013, un JRPG que lleva en el mercado nipón más de un año y que está ya en camino a occidente. Su próxima salida el 25 de enero no parece tan lejana si tenemos una demo para catarlo. Hace unos días que tenemos disponible la demo de Ni no Kuni: La Ira de la Bruja Blanca y os contaré lo que podemos encontrar en ella.

Se trata de un juego al más puro estilo japonés, con diseños creados por el estudio Ghibli y creado por Level 5 y eso nos asegura dos cosas: Será un juego precioso y un JRPG de calidad. No se puede dudar de estos dos aspectos si son estas las empresas implicadas.

Ni no Kuni está protagonizado por Oliver, un pequeño que ha sufrido la horrible pérdida de su madre de forma inesperada y, como es lógico, la tragedia lo recluye en su habitación llorando y llorando sin para durante tres días hasta que una de sus lágrimas cae sobre el peluche que le ha servido de consuelo en tan duro trance y mágicamente cobra vida como Drippy, el Gran Maestre de los duendes. Este le dice que hay una forma de ver de nuevo a su madre: Ir a Otro Mundo, de donde viene Drippy. Así comienza una mágica aventura.

La demo no muestra el comienzo del juego. Nos da dos opcciones de juego, nos deja jugar dos escenarios algo más avanzados. Tenemos para elegir la primera misión-tutorial que tenemos que completar nada más llegar a Otro Mundo y un escenario algo más avanzado en el que ya contamos con un compañero en la batalla y tienes que entrentarte a algunos ejemplo variados del bestiario.

Oliver no combate solo. Puedes combatir directamente con él o seleccionar a una criatura mágica que luche por tí. Si es derrotado, la lucha termina. Además, Drippy está ahí animando todo el rato, dando consejos y lanzando pequeñas esferas que te ayudan recuperando puntos de vida y magia. Los enemigos a los que tienes que enfrentarte en la demo son algo complicados pero todo se basa en dar las órdenes correctas en el momento correcto para poder vencer.

Por lo que se puede ver en los menús, estas criaturas tienen que ser invocadas por Oliver y a medida que avance el juego vas consiguiendo más de estas criaturas con sus habilidades y cualidades. Además, hay un menú en el que puedes mimar a estos seres dándoles caprichos, cambiándoles el equipo y demás, para modificar sus características y mejorar su afinidad contigo.

En el primero de los cuentos (que es como el juego llama a sus capítulos) tienes que vencer a un guardián del bosque que parece haberse vuelto loco. Cuasta algo vencerlo, pero cuando lo consigues descubres que la mano de un enemigo mayor está detras. En este escenario estás recién llegado y sólo puedes elegir a una criatura para que luche por tí. Tu varita mágica es una simple rama seca y aún no tienes ningún compañero de viaje más que al carismático Drippy.

En el segundo escenario tienes que evitar la erupción de un volcan que amenaza con destruir una ciudad. Primero tienes que llegar a la cima en menos de tres minutos y una vez allí, te espera un misterioso personaje malvado que invoca de entre la lava a un poderoso monstruo al que tienes que vencer.

Los escenarios y los monstruos están realmente bien diseñados y todo tiene un aspecto redondeado y suave. Todo parece sacado de la imaginación de un niño, monstruos temibles con caras amables y aspecto inocente. Todo está lleno de colores vivos y pastel que hace de la ambientación una auténtica obra de arte y de los escenarios, ambientes apacibles y cálidos.

La banda sonora es realmente buena y ayuda a crear esa sensación de cuento de hadas tan importante para el título. Las voces pueden ser escuchadas en japonés o en inglés y los textos están completamente en castellano. Mención especial para los diálogos de Drippy, son de lo más cachondos y están llenos de frases hechas y expresiones que te sacan una sonrisa. Llama “mamporros” a los golpes o “ataques cafres” a los ataques especiales de los monstruos.

La demo tiene una limitación de tiempo de sólo 25 minutos por lo que si no completas el escenario la demo se acaba sin haberlo hecho y si lo completas puedes rondar por el escenario libremente y trastear un poco hasta que se acaba el tiempo. Se echa de menos que la demo empiece o termine con un vídeo, sobretodo con lo geniales que son las animaciones de este título.

En definitiva, se trata de una demo bastante buena de un juego más que interesante. A mi ya me vendieron el juego hace más de dos años cuando salió el primer tráiler del mismo y ya tengo reservada mi edición especial coleccionista. Esta demo no ha hecho más que confirmarme en mi decisión y amenizar la espera de más de un mes hasta poderlo tener en mis manos. Todos los amantes del JRPG estamos de enhorabuena gracias a la próxima llegada a occidente de Ni no Kuni: La Ira de la Bruja Blanca.

 

 

Categorías
ArtículosPlayStation 3

Amante de los videojuegos y friki en general. Mis géneros favoritos son los RPGs, los juegos de gestión y estrategia. Además algunos juegos de acción que se salgan de lo corriente. Entre mis juegos favoritos están los Final Fantasy de antes de la penosa fusión de Squaresoft con Enix y la mayoría de los Tycoon y similares.

RELACIONADO