Onimusha Warlords. Análisis Xbox One

Volvemos a Japón a acabar con los demonios 18 años después...
Onimusha Warlords

Parece que la ambientación oriental vuelve a estar de moda en el mundo de los videojuegos. Ghosts of Tsushima o Sekiro son dos claros ejemplos de que el sector vuelve a centrarse en la cultura nipona como ya hizo de manera generalizada hace un par de décadas. Aprovechando este tirón recibimos Onimusha Warlords. 18 años después de su lanzamiento original en Playstation 2 y Xbox, Capcom nos trae la remasterización de la obra de Keiji Inafune. Os contamos como le han sentado el paso del tiempo.

La sencillez del hack and slash

En lo que se refiere a la historia de Onimusha Warlords no os podemos contar nada diferente a la aventura que ya pudimos disfrutar en el año 2001. Nuestro objetivo será el de salva a la princesa Yuki de un ejército de monstruos demoníacos. Para poder hacer frente a estos enemigos del inframundo contamos con el guante de Oni que nos permite acabar con la vida de nuestros enemigos además de recoger los orbes que estos van soltando.

Lo que no ha cambiado demasiado es la simplicidad de los controles. A pesar de ser considerado un hack and slash los controles son bastante sencillos. Para atacar tenemos un botón de ataque y un ataque especial que varía dependiendo del arma que llevemos equipada. Este es otro de los problemas con los que cuenta esta versión de Onimusha Warlords como ya lo hacía el juego original, hablamos de la corta cantidad de armas a las que tenemos acceso.

A pesar de que el juego mantiene esta sencillez en sus controles, también se han retocado en ciertos aspectos. Un claro ejemplo es la movilidad del personaje que nos permite movernos en cualquier dirección mientras que en la versión original el personaje solo podía moverse hacia adelante y debía girar sobre sí mismo para encararse a la dirección a la que queríamos movernos.

La breve historia de los señores feudales

Onimusha Warlords nos sitúa en la era Sengoku japonesa, o lo que es lo mismo entre los siglos XV y XVI. Nos encontramos en medio de una guerra entre dos de los multiples señores feudales que controlaban las tierras japonesas en esa época. Durante esta guerra Nobunaga cae en combate y su alma es recuperada por los demonios convirtiéndolo así en el gran enemigo de la historia.

Como ya hemos comentado antes, esta remasterización del juego no ofrece novedades en la historia por lo que el juego se nos ha vuelto a quedar demasiado corto, ya que si no nos entretenemos demasiado podemos conocer el desenlace de la aventura en aproximadamente 5 horas. Esto sumado a la sencillez de los controles hace que Onimusha Warlords nos deje algo fríos.

La gran novedad que ha traído esta remasterización para el público español es que cuenta con los textos en un perfecto castellano que facilita a los jugadores sumergirse en la narración.

El paso de los años

18 años dan para mucho y Onimusha Warlords cuenta con algunas novedades que adaptan el juego al momento actual. Como ya hemos dicho se ha mejorado bastante los controles de movimiento del protagonista entre otras cosas. El mayor cambio lo notamos desde el primer momento y nos referimos al apartado visual.

Lo más llamativo al comparar ambas versiones es que han desaparecido las dos bandas negras que se debían a la falta de adaptación del juego original a los 60 Hz. Actualmente no aparecen y es de agradecer. Los detalles de los personajes están mucho más pulidos y los escenarios cuentan con detalles mucho más trabajados, aunque sigue pesando la poca interactividad que ofrecen.

También hay que destacar el amplio abanico de secretos con los que cuenta el juego y que en cierta medida suplen la breve duración de esta obra.

Conclusiones de Onimusha Warlords

La vuelta al Japón feudal de Capcom nos trae pocas novedades a nivel jugable. Destaca por la nueva movilidad del personaje y sobre todo por los subtítulos en español. La ausencia de novedades nos obliga a remarcar la corta duración del juego.

Visualmente ha mejorado, pero se queda lejos de lo que ofrecen las actuales consolas, lo ideal habría sido recibir un pack que incluyese todos los juegos de la saga para no quedarnos con esa sensación de falta de contenido.

Lo mejor

  • La traducción de los textos al castellano
  • La movilidad del personaje ha sido bien pulida

Lo peor

  • El contenido y duración sigue siendo escaso
  • Visualmente sigue lejos de los juegos de la actual generación

Nota

Muy bueno 7

Categorías
AnálisisVídeosXbox One

RELACIONADO