Project Highrise Architect’s Edition. Análisis Nintendo Switch

Un nuevo título de simulación para consolas

Hace ya dos años, el estudio americano SomaSim Games lanzó en PC Project Highrise. Este juego de simulación nos permitía crear nuestro propio edificio. Dos años después, el título llega a consolas con su Architect’s Edition, para ofrecer todo el contenido del original adaptado a estas nuevas plataformas. De la mano de Meridiem Games, el título también contará con una edición física en Nintendo Switch y PlayStation 4.

“Un edificio tiene dos vidas. La que imagina su creador y la vida que tiene. Y no siempre son iguales” Rem Koolhaas

 

 

 

Crea tu propio rascacielos

Con Project Highrise encontramos un título de gestión al estilo Fallout Shelter. La peculiaridad que diferencia a este título es que tendremos que construir nuestro propio rascacielos. Empezando desde la primera planta, podremos llegar a poseer un edificio de hasta 60 plantas de altura, si nuestra gestión no nos lleva antes a la ruina.

Lo importante dará comienzo tras esto, llenar nuestro edificio con locales y pisos que nos otorgarán ingresos por su alquiler. Comenzamos con una reducida selección de opciones, donde encontraremos desde pequeños estudio, oficinas o tiendas. A medida que avanzamos, nuestro edificio irá tomando forma y nuestra reputación como arrendatario mejorará, permitiéndonos desbloquear otras opciones que nos otorguen más beneficios.

 

Para poder desarrollar la actividad del edificio, los locales tendrán que acceder a suministros, por lo que invertir en la creación de una red para nutrir a nuestros alquilados de electricidad, agua, teléfono… Cada tipo de local necesitará unos suministros diferentes, por lo que la gestión del espacio y la red nos permitirá no gastar dinero innecesariamente. Además, a medida que nuestro rascacielos se va llenando con oficinas y viviendas, nuestros inquilinos también nos irán solicitando una serie de servicios complementarios. Copisterías o archivos para las oficinas, a lavanderías o recogida de basuras para los pisos, son algunos de estos servicios de los que tendremos que hacernos cargo para contentarlos. La gestión del espacio será otro de los pilares fundamentales de la jugabilidad. Los alquilados, además de todas estas necesidades, también tendrán una serie de preferencias para su ubicación, que van desde elegir zonas muy transitadas para los restaurantes, zonas con poco ruido para las oficinas o alejados de los cubos de basura para las tiendas.

Project Highrise es un juego de simulación sencilla pero no por ello menos exigente. Cualquier error en la gestión puede tener terribles consecuencias para nuestra partida, sobre todo en las dificultades más elevadas. Si no queremos acabar en bancarrota debemos de medir muy bien nuestros gastos. Para facilitarnos un poco la tarea, el título cuenta con una serie de ventajas que podremos acceder a medida que avanzamos en la partida. La primera será los contratos, una serie de misiones que nos otorgarán una inyección monetaria al completarlas. Además, a medida que ganamos notoriedad, iremos consiguiendo una serie de puntos de interés e influencia. Con estos podremos conseguir distintas bonificaciones temporales.

Project Highrise se centra en un Modo Libre donde tendremos que crear nuestro propio rascacielos, pero además también contamos con un modo Escenarios. En este modo se nos otorgará una misión que tendremos que completar bajo unas condiciones especiales. Este modo, a pesar de no ser más que un añadido, añade más horas de juego.

Una versión de consola bien adaptada

Si bien los juegos de este genero son más aprovechables con ratón y teclado, esta versión para Nintendo Switch está bastante bien adaptada. Una vez nos acostumbremos al control, nos moveremos de manera rápida a través de los distintos menús de la interfaz de la consola. Habría estado bien tener opción para el control a través de la pantalla táctil.

Técnicamente Project Highrise se mantiene igual que la versión de PC. El apartado gráfico es muy sencillo, siguiendo el estilo de este tipo de juegos, pero agradable a la vista y con una interfaz clara y fácilmente entendible. En cuanto al apartado sonoro, el título cuenta con una banda sonora que acompaña de manera correcta pero no destaca demasiado. El título está perfectamente localizado al español.

Conclusión de Project Highrise

Project Highrise llega a consolas para cubrir un hueco en el catalogo de las consolas, los juegos de simulación. Y lo hace de manera bastante correcta, ya que nos ofrece un título de gestión sencillo pero bastante exigente. La multitud de opciones de construcción y la necesidad de una correcta gestión hacen de este un juego que gustará a los amantes del genero. Una de esas propuestas que nos absorben durante horas, sin que nos demos ni cuenta.

Project Highrise Architect's Edition
6.5
Project Highrise Architect's Edition
The Good
  • Simulación sencilla pero efectiva
  • Bien adaptado a consolas
The Bad
  • Habría estado bien el control táctil en su versión portátil
  • Algo repetitivo
  • Interesante
    6.5
Categorías
AnálisisNintendo SwitchVídeos

RELACIONADO