Smoke and Sacrifice. Análisis Nintendo Switch

La fé de una madre mueve montañas
sas cover gameit

Que los juegos de supervivencia han crecido muchísimo en cuanto a público estos últimos años no es una noticia que pille a nadie por sorpresa. El boom de Day Z y Rust inspiró a muchas otras propuestas que con más o menos acierto nos han enfrascado durante horas y horas en entornos hostiles a los que debemos hacer frente como si de un enemigo más se tratase. Smoke and Sacrifice es la ópera prima de Solar Sail Games, un juego de supervivencia un tanto atípico que recoge ideas de aquí y de allí en busca de una identidad propia, que al final llega a conseguir gracias a un estilo visual realmente curioso y una historia de esas que hacen del misterio su principal leitmotiv.

Esperanza entre la oscuridad

Cuando un juego arranca como lo hace Smoke and Sacrifice es difícil no pararse a pensar que lo que tenemos delante tiene los mimbres necesarios para convertirse en un gran juego. El título de desarrollado por este pequeño estudio londinense debuta en Nintendo Switch (y PC) dispuesto a ofrecer algo distinto dentro del catálogo indie en la ya poblada E-Shop de Nintendo.

La historia de Smoke and Sacrifice nos mete en la piel de Sachi, una joven madre a la que conocemos en el día más trágico de su vida, el día en el que debe ofrecer en sacrificio a su primogénito, Lio.

sas gameplay2 gameit

El poblado de Sachi parece estar bajo la influencia de una extraña religión que ofrece como sacrificio primogénitos con el objetivo de mantener activos los árboles solares que dan vida a la tierra e iluminan el poblado. Pronto nos daremos cuenta de que esos árboles solares son máquinas, algo bastante inquietante puesto que para mantenerlos encendidos hay que sacrificar vidas humanas.

La cosa es que Sachi obedece y es testigo de cómo una de esas máquinas se lleva a su hijo, así, la joven queda totalmente hundida por la triste dicha de su hijo y confundida por no encontrar explicación alguna a tal atrocidad. Siete años más tarde algo sucede en la villa. Una especie de apagón en los árboles solares desprotege totalmente el pueblo, llamando al asedio a los enormes monstruos Pulgosos. En pleno asedio Sachi decide ir al templo, buscando despejar dudas sobre aquel extraño ritual que le obligó a abandonar a su hijo. De repente es absorbida y llevada a un mundo alternativo, lleno de humo y oscuridad, en el cual puede que encuentre las respuestas que busca.

Un survival un tanto lineal

Así arranca el título, poniéndonos rápidamente en situación enviándonos a un mundo repleto de peligros en el que deberemos sobrevivir  y encontrar respuestas. Sobrevivir a este mundo no será sencillo, aunque tampoco habrá demasiada perdida.  Aprender como funciona Smoke and Sacrifice nos tomará escasas horas, puesto que la dinámica con la que empieza es la misma que repetiremos durante toda la aventura.

El mayor problema que puede tener un juego de supervivencia es hacerse lineal, algo que este título consigue poniendo a nuestra disposición continuamente todos los ingredientes que necesitamos recoger para craftear los utensilios que se nos piden y/o necesitamos.

El mapa se divide en zonas, cada una de ellas con ciertas penalizaciones ambientales a las que debemos hacer frente (Ej: botas de nieve para no congelarnos en climas fríos). Durante el transcurso de la aventura encontraremos diferentes NPCs que nos ayudarán a entender el entorno y nos enseñarán recetas que podrán sernos útiles más adelante en nuestro viaje. Estos NPCs , al igual que en cualquier juego de rol, nos encargarán misiones o pedidos que deberemos completar para recabar más información.

sas gameplay gameit

Pese a que el juego cuenta con un entorno bien estructurado y una jugabilidad sencilla pero divertida, lo cierto es que su linealidad resta bastante gracia a la premisa fundamental que es sobrevivir. La variedad brilla por su ausencia, y es que una vez visto como se desarrolla de la primera etapa del juego (entorno con bajas temperaturas) lo siguiente que tendremos que hacer será repetir el proceso en otros lugares con diferentes efectos (temperaturas altas, veneno, electricidad, etc). Completar misiones, recabar información, desbloquear nuevas recetas, craftear el utensilio de turno y volver a empezar.

Aspectos positivos como el buen uso de su cámara o la exploración parecen perder fuerza con el paso del tiempo, y es en gran medida por lo limitado de sus posibilidades. Comparar este juego con el exitoso Don’t Starve puede ser hacerle un flaco favor (exceptuando el apartado gráfico), pero es cierto que las primeras horas del juego nos hacen pensar que es por ahí por donde deberían ir los tiros. Al igual que el juego de Klei, Smoke and Sacrifice muestra un combate sencillo y limitado aunque algo más ágil. El problema que se deriva de él es la tremenda importancia que se le da y lo poco satisfactorio/divertido que realmente es. Personalmente creo que el juego tiene potencial suficiente como para recurrir más (y mejor)ae su apartado survival, aunque para ello quizás hubiera sido necesario añadir más cantidad de objetos, trampas o armas.

Potente apartado artístico

Gráficamente estamos ante un juego muy bien elaborado con un apartado artístico poco convencional. Su manera de mezclar sus modelados preciosistas con todo este ambiente creepy es algo que personalmente me ha fascinado. Las caras muestran un diseño bastante realista, cosa que casa inesperadamente bien con los movimientos marionetiles que muestran los personajes.

La oscura fantasía en la que nos sumerge es hipnótica por momentos. Desde los Driads (habitantes fantasmales) a los monstruos que pueblan esta región dan para un bestiario bastante gordo y con mucho potencial para crear un universo interesante. Su banda sonora y efectos de sonidos acompañan perfectamente nuestro periplo por este mundo de pesadilla, aunque tampoco es que haga aparición en demasiadas ocasiones, con algunos temas melancólicos que destacan durante ciertos momentos reveladores.

Cabe resaltar que el juego funciona perfectamente en el modo portátil de Nintendo Switch, no así en el Dock, donde puede sufrir ocasionalmente algún bajón de FPS. Otro aspecto destacable y muy de agradecer es la completa traducción de los textos del título al castellano, algo que en juegos de este corte parece estrictamente necesario.

Conclusiones de Smoke and Sacrifice

Solar Sail Games debuta con un juego lleno de claroscuros. Por un lado tenemos una historia llamativa aderezada con un aspecto artístico realmente genial. Por otro tenemos un juego de supervivencia un tanto anodino y encarrilado, sin demasiada oportunidad para perdernos en él y que además parece prestar demasiada atención a un combate aburrido. Es cierto que se trata de un juego disfrutable con algunas ideas interesantes, pero una vez despejado humo se le ven mas costuras de las que nos hubiera gustado encontrarle.

Política sobre notas en Game It.
Smoke and Sacrifice
6.5
Smoke and Sacrifice
The Good
  • Apartado artístico atípico y realmente cautivador.
  • Survival muy accesible...
The Bad
  • ... aunque excesivamente guiado y lineal.
  • Combate poco inspirado al que se le da un exceso de protagonismo,
  • La historia arranca de un forma tan potente que poco a poco parece diluirse.
  • Interesante
    6.5
Categories
AnálisisIndiesNintendo SwitchOpinión

Friki como muchos, nostálgico como pocos. Amante del medio de los videojuegos, en especial indies. Actor de doblaje y locutor en donde se me escuche, subo cosillas en Youtube de vez en cuando. Siempre he pensado que la vida es un poco Dark Souls.
No Comment

Leave a Reply

*

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimos posts

RELATED BY