streets of rage 4

Streets of Rage 4. Análisis de la vuelta de todo un clásico

Probamos uno de los grandes clásicos de los Beat 'em Up y su nueva entrega, Streets of Rage 4, diversión durante unas cuantas horas, mejor con amigos....

Vivimos una época en la que está a punto de acabar una generación y comenzar otra, pero en la que curiosamente no dejamos de ver relanzamientos de antiguos juegos, como los remakes de Resident Evil, Final Fantasy… Hoy vamos a ver la vuelta de todo un clásico de los Beat ‘em Up: Streets of Rage 4.

De la mano de Cosmocover Digital mediante Dotemu, llega uno de los grandes ejemplos de los increíblemente divertidos títulos que tenía la Sega Mega Drive, y que durante el verano recibirá una edición física para PlayStation 4, Nintendo Switch y Xbox One de la mano de Avance Discos.

Solos contra el barrio, una vez más

La saga Streets of Rage es muy antigua y uno de los grandes estándares que tiene el género de los Beat ‘em Up, pertenecientes a una generación con una larga lista cuando vivió su momento dorado con Final Fight, Cadillacs & Dinosaurs, Captain Commando… una buena cantidad de títulos que hizo de este género uno de los más populares de los 90.

streets of rage 4

Streets of Rage 4 es uno de esos juegos que se disfrutan de principio a fin, aunque la duración al inicio no es demasiado grande y es que en tan solo un par de horas podremos completar el modo historia. Sin embargo tenemos varias dificultades, modos de juegos y el desbloqueo de una gran cantidad de personajes que van a extenderlo durante muchas, muchísimas horas. Así, podemos jugar del modo historia, el modo arcade, que nos permite disfrutar de la historia sin que recuperemos vidas entre los actos, el modo de peleas contra jefes y finalmente podremos disfrutar de un 1 vs 1 e incluso combate en grupos, al más puro estilo juego de lucha.

Los personajes que vamos a ir descubriendo a medida que juguemos se trata de un extra para esta entrega, y después a los pertenecientes a las anteriores tres entregas, cada uno con sus habilidades y combos (excepto los del Streets of Rage 1 que será al estilo Final Fight). Esto nos va a dar muchísimas pero muchísimas horas, especialmente si queremos probar cada uno de ellos y comprobar cómo se defienden.

Old school con un toque innovador

Si a lo largo de los años hemos visto cómo el género ha ido mejorando, tanto en opciones de combos como en el apartado técnico, Streets of Rage 4 nos va a dar un poco de todo, con un apartado jugable de lo más clásico pero adaptado a los tiempos modernos.

streets of rage 4

A nuestra disposición tenemos cuatro botones principales, uno para atacar, otro de salto, otro para ataques especiales y un último para coger cosas del suelo, el cual es una novedad y la verdad es que le sienta muy bien porque nos evita problemas en más de una ocasión, pudiendo pegar sin riesgo de que cojamos cosas del suelo sin querer por ejemplo. El ataque especial nos permite, invirtiendo un poco de salud, la cual se queda en color verde y que podremos recuperar pegando de manera normal a nuestros enemigos, da mucha variedad, especialmente para los combos porque son espectaculares y en algunos casos hasta nos da unos momentos de invulnerabilidad.

A mayores también podremos realizar ataques estrella, los cuales solo podremos realizar con unas estrellas que iremos recogiendo por los escenarios y que son golpes devastadores. En el caso de los personajes más clásicos, los del Streets of Rage 1, veremos cómo los lanzamisiles de la policía vuelven, siendo en todos los personajes igual. Del resto de entregas vemos que cada uno tiene sus podres, a cada cual más poderoso.

Los personajes están bastante bien equilibrados, aunque como siempre vemos que la mezcla de algunos de ellos darán con combos que arrasarán con nuestros enemigos con mayor facilidad que otros, siendo Axel y Blaze las estrellas del cotarro.

La dificultad está bastante bien calculada, además de que tenemos bastantes combinaciones que aumentarán o disminuirán nuestras vidas, la vida de los enemigos, el daño que aguantamos, el número de contrincantes… Todo un baremo para que seo lo más amigable posible para los novatos, y de lo más desafiante para los veteranos que busquen una prueba a su habilidad.

Jugar es muy divertido, especialmente por los combos que tenemos a nuestra disposición, pero jugar con amigos, y especialmente de cuatro, se vuelve una auténtica locura y divertídisimo. No hay mejor ejemplo que un vídeo donde podéis ver cómo nos lo pasamos en nuestro directo, precisamente jugando cuatro.

Renovado con un toque clásico muy marcado

Uno de los aspectos más destacados de esta género es que gráficamente no suelen ser realmente impresionantes, mayormente porque tampoco les hace falta. Streets of Rage 4 tiene un marcado estilo de cómic, que luce a la perfección y que le sienta como un guante al juego.

Los escenarios tienen bastantes detalles, lo que les confiere vida y credibilidad, como latas que se mueven si pasamos por encima o fondos donde vemos personajes luchar entre ellos. Sin embargo la estrella del cotarro se lo llevan los personajes de las anteriores franquicias, y es que literalmente vamos a tener los sprites originales, los cuales destacan todavía más entre los personajes más actuales.

En cuanto a la banda sonora tenemos a dos grandes como Yuzo Koshiro y Motohiro Kawashima, siendo Olivier Deriviere el principal responsable. La banda sonora nos recuerda mucho a los clásicos de esta entrega, los cuales además podemos disfrutar gracias al modo clásico que podremos escoger en las opciones del juego.

streets of rage 4

En cuanto a la traducción, no hay demasiado que leer, pero esta todo perfectamente traducido al castellano, pero aunque no fuera así, tampoco íbamos a tener mayores problemas.

Conclusiones de Streets of Rage 4

El título de Dotemu y Lizardcube nos trae muchas horas de diversión, con un modo historia que nos durará unas 2 horas, pero que después podremos repetir con distintos personajes los cuales iremos desbloqueando con el tiempo. Tenemos varios modos de juego más, y a buen seguro vamos a poder disfrutarlo y mucho, especialmente con amigos o con el modo remote play de Steam, que funciona a la perfección y que nos ofrece jugar de hasta 4 personajes.

El título recrea fielmente el espíritu de los Beat ‘em Up de los años 90, dándoles toques modernos que le sientan bastante bien, aunque siempre con los problemillas del género como es la repetitividad o que tiene una historia sumamente corta. Os recomendamos que le echéis un vistazo a nuestro vídeo del directo que realizamos en YouTube donde se puede ver lo divertido que es.

Nota: 7,5

Lo mejor:

  • Tremendamente divertido.
  • Los sprites de los personajes clásicos de anteriores entregas.
  • Dificultad muy bien calculada.
  • Modos que alargan la vida del juego, aunque…

Lo peor:

  • … es terriblemente corto en su esencia.
  • Se disfruta muchísimo más con amigos que solo.
Categories
AnálisisNintendo SwitchPCPlayStation 4Videos DestacadosXbox One

Apasionado del mundo de los videojuegos, cine, música, rol, literatura... todo lo que tenga que ver con la creatividad. Escritor frustado con sus propios guiones.
    No Comment

    Leave a Reply

    *

    *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    Últimos posts

    RELATED BY