Thermaltake GX1, unboxing y review

Una fuente económica con certificado 80+ Gold

Thermaltake sigue apostando por ofrecer productos para todos los públicos y bolsillos y por eso ante el lanzamiento de un componente que nos ofrece características muy interesantes a un precio realmente sorprendente no hemos querido quedarnos sin mostraros nuestro análisis. Se trata de la Thermaltake GX1 700w, una fuente de alimentación con una increíble certificación 80+ Gold y un precio que ronda los 70€ en tienda, algo que sobre el papel lo sitúa como una muy buena elección si queremos montar nuestro equipo o renovar nuestra fuente.

Antes de comenzar queremos dar las gracias a Thermaltake por ceder el material para su análisis.

Especificaciones técnicas

Veamos que información nos ofrece el fabricante acerca de esta Thermaltake GX1.

Como podemos comprobar estamos ante una fuente en formato ATX que en nuestro caso nos ofrece una potencia de 700w con certificación 80+ Gold y PFC activo. Es capaz de aguantar mínimo 100.000 horas de uso y cuenta con numerosos sistemas de protección.

Unboxing

Una vez hemos repasado sus especificaciones, vamos a ver como llega presentada esta fuente. En la parte frontal nos encontramos una imagen del producto acompañada de el distintivo de la certificación 80+ Gold y de algunas de sus características destacadas. En la parte inferior nos encontraremos con más características pero en varios idiomas. Finalmente en la parte trasera veremos información acerca de las especificaciones referentes a los voltajes, la cantidad de conectores disponibles y un gráfico que nos muestra la curva de eficiencia con respecto a la demanda de energía.

Una vez abierto nos encontraremos con el manual de instrucciones, el cable de conexión, la tornillería necesaria y bridas para realizar un montaje más limpio.

Thermaltake GX1 700w

Comenzamos a analizar a fondo esta fuente de alimentación cuyas especificaciones pintan muy bien y veremos si realmente cumple con lo que ofrece. Al ser una fuente en formato ATX nos encontramos con unas medidas estándar de 150 x 86 x 140 mm y no llega en formato modular. Es algo que puede suponer un problema para algunos, pero dado el ajustado precio al que llega y la cantidad de cosas que solemos conectar al equipo, no debería ser un punto de inflexión que determine su compra.

Si nos fijamos en sus características, estamos ante una fuente de alimentación que de partida nos ofrece un certificado de eficiencia 80+ Gold que nos indica que nos entregará un 92% de energía a media carga lo que hace que estemos seguros de que nuestro equipo va a tener potencia suficiente para funcionar a máximo rendimiento. Esto es un factor muy importante a la hora de comprar una fuente de alimentación ya que suelen ser las grandes olvidadas y son las que se encargan de suministrar energía limpia al resto de componentes. Por si fuera poco la Thermaltake GX1 tiene componentes de alta calidad donde destacan capacitores japoneses capaces de aguantar hasta 105º y un raíl único de +12v capaz de otorgar hasta 692w de potencia, ideal para alimentar la CPU y la GPU o simplemente hacer overclock sin miedo a quedarnos cortos de potencia.

Para refrigerar la GX1 se ha optado por un ventilador de 120 mm que resulta muy silencioso aunque a alta demanda es capaz de llegar a los 32 dBa. Sin embargo la mayoría del tiempo se mantendrá por debajo de los 20 dBa por lo que no tendría que suponernos ninguna molestia si lo que buscamos es un equipo muy silencioso.

Como hemos dicho antes, la fuente no es modular, por lo que tendremos todos los conectores disponibles y no podremos adaptarlos a nuestras necesidades. Si bien el cableado es completamente mallado, un cableado plano facilita la instalación y el acabado visual aunque esto es más una opinión personal y cada uno tiene sus gustos. La cantidad de conectores que nos encontraremos debería satisfacer la demanda del usuario medio, quedando estos en:

  • Conector placa base 24 pines con una longitud de 600 mm
  • Conector ATX (4+4) con una longitud de 650 mm
  • 8 x Conector SATA con una longitud de 500 mm + 150 mm +150 mm + 150 mm
  •  4 x PCIe (6+2) con una longitud de 500 mm + 150 mm
  • 4 x Molex con una longitud de 500 mm + 150 mm +150 mm + 150 mm
  • Conector FDD con una longitud de 150 mm

El diseño es muy conservador, completamente en negro alejándose así de la moda de poner RGB a todo, por lo que es de agradecer que se mantenga un aspecto visual más sobrio. Para finalizar, os dejamos con un vídeo que muestra a esta Thermaltake GX1 y el Dr.Power 2, un interesante tester de fuentes que nos puede ayudar con el diagnostico de posibles fallos en la fuente de alimentación.

Test

Vamos a ver como se comporta esta Thermaltake GX1. El equipo de pruebas es el siguiente:

  • Intel Core i7 8700k
  • Asus ROG Strix Z370-E
  • MSI GTX 1080Ti
  • Antec ML240 RGB

Reposo

Como podemos observar tenemos unas lecturas bastante normales en cuanto a los voltajes, algo que es de esperar

Estrés

Los resultados hablan por si solos, unos valores muy buenos y con una sonoridad aceptable. Teniendo en cuenta el precio al que nos llega, es una opción muy a tener en cuenta.

Conclusiones

La Thermaltake GX1 es una apuesta segura si queremos montar un nuevo equipo o si queremos actualizar el que tenemos . Tiene una eficiencia 80+ Gold, conectores más que de sobra y componentes de calidad acompañados de un precio muy atractivo que no suele superar los 80€. Por eso desde Game It, queremos otorgar a la Thermaltake GX1 los galardones de Producto Premium, Calidad / Precio y Producto Recomendado. Si queréis haceros con ella la tenéis disponible por 69.99 en Amazon.es.

Categorías
Análisis HardwareHardwarePCUnboxingVídeos

Diseñador web amante de los videojuegos y el hardware en general. Todo empezó con una NES y un pc con 256mb de ram. Lo demás... ya es historia!

    RELACIONADO