Dead Synchronicity: Tomorrow Comes Today. Análisis

Después de su financiación a través de Kickstarter, el estudio español Fictiorama Studios y Daedalic Entertainment, con Meridiem Games al cargo de su distribución en España, por fin nos...

Después de su financiación a través de Kickstarter, el estudio español Fictiorama Studios y Daedalic Entertainment, con Meridiem Games al cargo de su distribución en España, por fin nos traen Dead Synchronicity: Tomorrow Comes Today, una aventura gráfica con ambientación pos-apocalíptica, un diseño bastante llamativo y una historia dura y profunda. Ya hemos podido disfrutar y analizar la primera parte de lo que parece será una trilogía del estudio español.

El principio del fin

En la primera parte de Dead Synchronicity encarnamos a Michael, del cual ni nosotros ni él mismo sabemos nada. Despierta en la caravana de un hombre llamado Rod que nos cuenta que nos salvó la vida al encontrarnos herido e inconsciente. Al salir vemos un mundo pos-apocalíptico, el lugar ha quedado devastado, mucha gente ha muerto, las instituciones han caído y los militares ejercen el control. Todo este destrozo ha sido causado por una catástrofe de la cual nadie conoce demasiado, pero que se ha definido como la Gran Ola.

339190_screenshots_2015-02-10_00002

A medida que avanzamos, en lugar de resolver las dudas otras incógnitas aparecerán, como que somos prisioneros en un campo de refugiados en el que sobrevive el más fuerte y la ley ya no existe (nos encontraremos con asesinatos, contrabando, proxenetismo…), también que la Gran Ola ha traído consigo varias consecuencias: un extraño fenómeno meteorológico y una nueva epidemia de la que únicamente se sabe que es muy contagiosa y que provoca muertes horribles. Si ya todo lo que le rodea no era suficiente misterio, Michael tiene unas extrañas visiones que se asemejan a recuerdos que le asaltan en ocasiones y a medida que vamos avanzando. Con el fin de arrojar luz sobre temas como quién somos o qué ha ocurrido, debemos ayudar a otras personas en el campo para la consecución de nuestra búsqueda, aunque muchos de ellos estarán claramente trastornados por la situación en la que se encuentra el mundo. Nuestras misiones acabarán por entrelazarse y ayudar a unos significará conseguir la ayuda para otros.

La historia es realmente compleja, y bajo una simple aventura gráfica point & click han escondido un auténtico reto, con partes que nos obligarán a discurrir bastante, mezcladas con otras partes donde hay puzles bastante obvios. Como la vida de Michael no es nada fácil, han querido que nos sintamos igual que el protagonista y no dispondremos de ningún tipo de pista, como única ayuda tendremos el botón de espacio que nos muestra con qué podremos interactuar. La duración del juego depende mucho del acierto a la hora de descifrar los puzles que nos iremos encontrando.

En lo jugable nos encontramos una aventura gráfica clásica con inventario tradicional y muchos diálogos. Debemos recoger objetos que debemos combinar o utilizarlos en el entorno y hablar con los personajes que nos vamos encontrando y que nos darán la clave para ir continuando en nuestra búsqueda.

339190_screenshots_2015-02-10_00005

 El diseño del miedo

Gráficamente el título tiene un estilo bastante original, con diseños de novela gráfica. Nos iremos encontrando escenarios en 2D que aportan una estupenda ambientación al juego, mostrándonos la crudeza y desesperación que nos espera en el mundo que ha quedado, y el Suicide Park es un gran ejemplo de esto. Además, a lo largo del título iremos viendo cinemáticas que nos cuentan alguna parte de la historia.

En lo sonoro también vemos un gran apoyo a la ambientación, generando una atmósfera inquietante y sumergiéndonos en los sucesos de la historia, mezclando estos efectos con alguna melodía rock compuestas por el grupo Kovalski. Sin embargo, en algún momento la música llega a molestar cuando nos quedamos atascados en el juego provocando que nos desesperemos por la repetición en bucle.

Conclusión de Dead Synchronicity

Este género ha tenido en los últimos años una segunda juventud gracias a los desarrollos indie, y Fictiorama Studios ha hecho un gran trabajo con este título. Dead Synchronicity, no es una aventura gráfica como las que estamos habituados a ver: no por su jugabilidad, que sí que es clásica, sino por una historia oscura y adulta que nos mostrará lo peor de un mundo pos-apocalíptico. El misterio será otra de las claves que nos tendrá enganchado al juego, conocer el pasado del protagonista, saber qué es la Gran Ola y otras importantes incógnitas que nos encontraremos nada mas empezar y provocarán que queramos seguir jugando. Si a todo esto le sumamos un diseño muy original, nos queda una aventura gráfica que no debemos dejar pasar sobre todo para los que somos fans del género.

[yframe url=’https://www.youtube.com/watch?v=Put2iZH16n0′]

Lo mejor

  • La ambientación
  • La historia

Lo peor

  • No trae doblaje al español
  • Algunos diálogos excesivamente largos
Categorías
AnálisisIndiesPCVídeos

RELACIONADO