shark zone M52 Game It

Shark Zone M52. Análisis y unboxing del ratón de Sharkoon

Probamos de primera mano un ratón con un gran diseño.

Durante nuestras últimas reviews estamos intentando mostraros un poco todas las ofertas que tenemos a nuestra disposición en el mundo gaming, hablando de marcas no tan conocidas que nos ofrecen dispositivos a muy buen precio y con prestaciones de lo más interesantes pero que, por desconocimiento de la marca, podemos dejar de lado. Hoy os vamos a hablar de un nuevo ratón de Sharkoon, del cual ya analizamos en su momento el Skiller SGM1 y quedamos muy satisfechos. Hoy os hablaremos del Sharkoon Shark Zone M52.

Para no desentonar, comenzaremos agradeciendo a la marca la confianza depositada en nosotros.

Principales características

Como siempre, dejamos que sea la propia marca la que nos muestre las características de su dispositivo.

shark zone M52 Game It

Como podemos ver, estamos ante un ratón que cuenta con un sensor láser Avago ANDS-9800 con unos DPIs máximos de 8.200, los cuales podremos ajustar a nuestro gusto mediante el software de gestión incluido con el dispositivo. Su polling rate llega a los 1.000 Hz como viene siendo habitual, con unas dimensiones de tamaño medio perfecto para casi cualquier tipo de mano. Cuenta con 8 botones totalmente programables y con un ciclo de vida garantizado de 10 millones de clicks por botón. Además dispone de 128 KBs de memoria para guardar hasta 5 perfiles, aunque en nuestro PC podremos grabar un número indefinido de ellos.

Unboxing

Como cada vez viene siendo más habitual, estamos ante un embalaje típico en el mundo gaming, con una caja negra donde, en el frente, podemos ver el logo y el modelo del ratón que tenemos entre manos, en este caso el Shark Zone M52. Podremos desplegar el frontal como si de un libro se tratara para ver el ratón de primera mano, pudiendo leer en distintos idiomas sus principales características por la parte posterior y las especificaciones en su lateral.

Una vez abrimos el paquete nos encontramos con todo lo necesario para poder disfrutar del Shark Zone M52. Vemos que este incluye, además del ratón, un CD con el software necesario para sacarle el mayor provecho, unos grips extras de recambio, una cómoda bolsa de viaje y un cartel para colgar de los pomos de las puertas para que indicar que no nos molesten porque estamos jugando o, al contrario, que ya hemos terminado.

Shark Zone M52

Sharkoon nos ofrece un ratón que, por precio, lo podemos situar en la gama media de los dispositivos, ya que podemos encontrarlo a 39,95 en Coolmod. Sin embargo esto no debe engañarnos del todo y es que tiene cosas que son de lo más interesantes, lo que lo convierten en una estupenda herramienta no solo para jugar, sino también para utilizar en nuestro trabajo. Empezando por su diseño podemos ver que el Shark Zone M52 es un ratón sumamente cómodo, con una ergonomía que se adapta perfectamente a nuestra mano, sin bordes que destaquen ni puedan hacer que resulte incómodo.

En su lateral izquierdo tenemos dos botones planos de muy fácil acceso, mientras que en su parte superior vemos el logo del ratón, un botón central para el cambio de DPIs al momento y la rueda, la cual tiene distintos salientes para favorecer su uso. Por debajo vemos toda una franja que podremos iluminar gracias a los LEDs, pudiendo escoger entre luz fija y respiración.

Atendiendo a sus materiales de construcción vemos que se ha optado por el plástico de tacto rugoso, lo que nos confiere una ligereza que no cansará nuestra mano al mismo tiempo que nos da un agarre extra, lo cual viene muy bien en esos momentos decisivos donde los nervios pueden jugarnos una mala pasada. Para el cableado se ha optado por un trenzado textil, lo que añade un plus de durabilidad, así como el USB bañado en oro.

Como comentábamos en las características el Shark Zone M52 incluye el sensor láser Avago ANDS-9800, que nos ofrece una buena precisión para el precio en el que nos estamos moviendo, llegando hasta los 8.200 DPIs, más que suficiente para casi cualquier tarea que queramos. Todo esto acompañado de un polling rate de 125-250-500-1.000 Hz.

Para ir terminando con sus características, os mostraremos algo de su iluminación y es que estamos ante uno de los puntos que quizás sean más flojos en cuanto a dispositivo gaming. En la parte superior vemos SharkZone iluminado, el cual no se puede cambiar de color, siendo siempre blanco. En cuanto a su parte inferior vemos todo el borde coloreado, pudiendo escoger entre distintas tonalidades o, si queremos, apagarlo (la del logo nunca la podremos apagar). Como modos de iluminación solo encontramos dos: fijo o respiración, sin poder variar el color en este último.

Si bien es cierto que se queda un poco corto en modos y puede que también en colores, ya que tendremos bastantes a nuestra elección pero no tantos, la forma de esta y su colocación nos ha parecido perfecta, aunque tengo que reconocer que personalmente no soy un gran fan de esto. Estas y otras cosas las podremos gestionar a través del software dedicado que os mostramos a continuación.

Software

Tal y como nos tiene acostumbrados Sharkoon, para este dispositivo también encontraremos un software exclusivo que nos da la oportunidad de configurarlo y sacarle el máximo provecho posible, permitiéndonos no solo escoger su iluminación, sino también realizar macros, ajustar los botones… Todo lo necesario para convertir nuestro Shark Zone M52 en una herramienta lista para ser usada.

A primera vista podemos ver que tenemos ante nosotros un software de lo más sencillo y es que de buenas a primeras vemos las cuatro opciones que pondrán a nuestra disposición y una imagen del dispositivo. Lo primero que vemos es la asignación de teclas, pudiendo escoger en un menú dependiendo de cada botón queramos configurar, yendo desde realizar funciones simples como doble clic o subir y bajar al volumen, a más complejas como cerrar la ventana donde estemos, copiar/pegar, pasar canción… Lo siguiente que podemos ver es la configuración de los DPI del ratón, pudiendo escoger los 4 pasos que tendremos a nuestra disposición con el botón de debajo de la rueda y la cantidad que queramos que tengan. También podemos escoger el polling rate y grabar estas entre 5 perfiles (en nuestro ordenador podremos grabar las configuraciones que queramos, los cinco son los que estarán disponibles en el ratón siempre que queramos).

Por último nos queda la elección de la iluminación, que nos da la posibilidad de escoger el brillo, el tipo y el color, y el gestor de macros, donde podremos jugar con las distintas opciones que nos ofrece para una mejor ejecución de estos.

Conclusiones y experiencia de uso

El Shark Zone M52 ha llegado a nuestra redacción con ganas de demostrarnos de qué es capaz y la verdad es que no nos ha decepcionado para nada. Después de estar utilizando durante horas, tanto trabajando delante del ordenador como jugando, hemos podido disfrutar de un dispositivo de lo más cómodo con unas buenas estadísticas y un diseño sencillo pero efectivo. La única pega que se le podría poner son sus escasos modos de iluminación, o que podemos apagar la de abajo pero no la de arriba, y, si queremos ser puntillosos, que no podamos escoger el recorrido de arriba y abajo con la rueda del ratón, sin embargo son pormenores que no empañan la experiencia con el ratón.

Por esto y todo lo anteriormente mencionado, le otorgamos al Shark Zone M52 los galardones de relación calidad/precio y producto recomendado. Podéis haceros con él en Coolmod a un precio de 39,95€.

Categorías
Análisis HardwareHardwarePCUnboxing

Apasionado del mundo de los videojuegos, cine, música, rol, literatura... todo lo que tenga que ver con la creatividad. Escritor frustado con sus propios guiones.
    Síguenos
    Facebook

    Nuestro ganador del sorteo junto a Mars Gaming ha sido desde Twitter. Aquí podéis comprobar su nombre https://twitter.com/gameit_es/status/874926163881283584

    Twitter
    ¡La primera semifinal de @Gamergy empieza! Que gane el mejor @BKNesports @VCFeSports @LVPibai comentando https://t.co/egNnbvyEDa
    h J R

    RELACIONADO