ESG-M5 Triforce. Análisis del primer ratón gaming de Energy Sistem

esg m5 triforce game it

Tras haberos mostrado cómo es el ESG K6, el primer teclado mecánico en formato TKL de Energy Sistem, hoy vamos a analizar el segundo de los periféricos gaming que la marca ha puesto a nuestra disposición, y que en esta ocasión es el compañero perfecto de todo teclado que se precie: un ratón gaming, el ESG-M5 Triforce. Al igual que con el ESG-K6, tenemos un dispositivo a un precio bastante competitivo y que sirve como modelo de gama de entrada de Energy Sistem en el mercado gaming, así que vamos a ver de qué es capaz y analizaremos sus principales características.

Antes de nada, agradecer a la marca la confianza depositada en nosotros para hacer este análisis.

Especificaciones técnicas

Veamos cuáles son las características que aporta el fabricante.

Como podemos ver, tenemos bastante información que nos da una buena idea de lo que tenemos entre manos. Para empezar es un ratón óptico con un sensor PMW 3325 de entre 200 y 10.000 DPIs, lo que viene a ser el modelo de entrada de la famosa marca de sensores. Tenemos en las manos un ratón con unas dimensiones bastante grandes, contando con un peso de más de 100 gramos, algo que se desbanca un poco de lo visto en los últimos lanzamientos ya que cada vez se buscan ratones más ligeros.

Entre las principales características destaca la posibilidad de intercambiar su panel lateral izquierdo, pudiendo albergar distintos sets de botones para distintos géneros, llegando así a un total de 8,10 y 15 botones programables. Contamos además con iluminación RGB bastante discreta, la cual podemos modificar pulsando una combinación de botones o mediante su software de gestión.

Unboxing

Como es habitual en Energy Sistem, contamos con un embalaje bastante sencillo pero efectivo, dejándonos claro qué es lo que tenemos en la parte frontal de su caja y reservando la trasera para los datos más técnicos.

Una vez abrimos la caja, nos encontramos con el ratón protegido por cartones más gordos y un blister plástico para que coja el menor polvo posible durante su almacenamiento. Dentro encontramos los paneles laterales intercambiables así como la documentación necesaria para su uso y las típicas pegatinas y publicidad que suelen acompañar todos los productos de Energy Sistem.

Para que podáis ver con todo lujo de detalles lo que nos ha parecido y cómo se usa todo el ratón, os dejamos a continuación con nuestro vídeo análisis, donde también os mostramos su iluminación y como cambiar entre sus distintos modos.

ESG-M5 Triforce

Lo primero que hay que destacar del diseño, dejando a un lado la ergonomía por ahora, es su panel lateral y es que estamos ante un ratón gaming que nos va a permitir quitar y poner tres paneles izquierdos, pensados principalmente para shooters o uso normal, MOBAs y el último para MMOs, trayéndonos 8, 10 y 15 botones respectivamente. Con un sistema muy sencillo compuesto de tres pequeños imanes, podremos cambiarlos en cualquier momento para utilizar el que mejor se adapte a la situación, algo que siempre es de agradecer y que no vamos encontrar en ningún ratón de los baratos.

Su ergonomía también es otro punto a tener en cuenta y es que nos encontramos ante un ratón de cierto tamaño, no tanto por lo ancho si no por lo largo, tiene una buena altura además de esa forma curvada pensada para adaptarse a nuestros dedos y a la palma de la mano. Esto hace que pueda no ser la mejor opción para los que tengan la mano pequeña siendo un ratón aparatoso pero sin duda alguna, cómodo.

Los materiales externos alternan zonas de plástico brillante con su parte superior mate y un poquito más pulida, aunque el máximo agarre lo encontramos en los paneles intercambiables, los cuales tienen un cierto tacto gomoso. Lo cierto es que en esta clase de ratones los materiales o zonas de agarre no se vuelven tan importantes ya que su propia ergonomía hace que lo podamos tener muy bien sujeto, lo que minimiza las posibilidades de desplazamientos involuntarios.

Para acabar su diseño, nos queda hablar de su parte interior, con distintos surfers para su desplazamiento y una pequeña trampilla por la que podemos quitar sus pesas y personalizar un poco la resistencia que hará a nuestra mano. No son grandes pesas, por lo que en un principio no vamos a notar demasiadas diferencias entre una pesa o dos menos, pero con el tiempo y poner o quitar tres de ellas sí que se ha vuelto interesante. Aquí ya depende de cada uno, si más peso para un mayor control o menos para mayor velocidad.

En cuanto a su software de gestión, el cual podéis ver perfectamente en nuestro vídeo análisis, algo que no es tan sencillo de encontrar en ratones de este precio por lo que es un claro esfuerzo por parte de Energy Sistem. Obviamente no es el mejor software que nos hemos encontrado, siendo bastante típico, pero es lo suficientemente completo para permitirnos configurar todos los aspectos que vayan a sernos útil en un ratón, como es por ejemplo la tasa de refresco, los distintos pasos de los DPIs, los cuales podremos subir y bajar gracias a sus dos botones dedicados al lado de la rueda, configurar todos sus botones y que no van a ser pocos gracias a sus paneles intercambiables, la iluminación… incluso nos permitirá realizar macros y desarrollar hasta tres perfiles, perfecto para crear uno para cada panel lateral.

Conclusiones

Tras todo lo que os hemos contado, es de esperar que no sea el ratón gaming definitivo, pero es que tampoco lo pretende. Nos parece un periférico perfecto para introducirnos en el mundo gaming, dándonos un ratón cómodo de utilizar y que ya nos va a ofrecer una sensación gaming desde el principio sin necesidad de hacer un gran desembolso. Además tenemos ventajas como los paneles intercambiables para distintos géneros, quitar y poner resistencia gracias a sus pesas… características que por norma general solo encontramos en periféricos que requieren un mayor esfuerzo económico.

No todo es perfecto pero teniendo en cuenta el rango de precio en que nos estamos moviendo el conjunto es bastante positivo, aunque debemos recordaros que no está pensado para zurdos ni tampoco para personas con la mano demasiado pequeña, ya que acabará resultando incómodo, así como por su peso que con una base de 100 gramos no es precisamente ligero.

Por todo esto y lo anteriormente mencionado, le otorgamos los galardones de calidad/precio y prestaciones. Podéis encontrar el ESG-M5 Triforce en Amazon.es a un precio recomendado de 35,55€.

Salir de la versión móvil