hunt showdown game it

Hunt Showdown. Análisis en su versión Xbox One

Crytek comenzaba su andadura en 2018 con un nuevo proyecto para PC llamado Hunt Showdown que llegaba en Early Access y que nos permitía probar un nuevo shooter multijugador...

Crytek comenzaba su andadura en 2018 con un nuevo proyecto para PC llamado Hunt Showdown que llegaba en Early Access y que nos permitía probar un nuevo shooter multijugador que ya tenía tintes de ser bastante único en su especie.

La compañía, con toda la experiencia a sus espaldas de títulos como Far Cry o la saga Crysis, iniciaba una nueva andadura que terminaba con unas 20 actualizaciones a sus espaldas, muchas opiniones de jugadores que fueron escuchadas y llegando, en su versión definitiva a PC, el 27 de agosto. Koch Media lanza ahora las versiones físicas para Xbox One y PS4 estando disponibles desde el 18 de febrero.

Una ambientación terrorífica, muchos nervios y un sistema que nos castiga tanto como nos recompensa, son algunas de las cosas que veremos en este Hunt Showdown.

Los pantanos de Lousiana, un entorno único

Hunt Showdown es meramente un shooter multijugador, por lo que la historia no va a ser una parte demasiado importante del juego, no al menos de una manera habitual. En el título de Crytek nos encontramos en Lousiana, a finales del siglo XIX y principios del siglo XX, donde unas criaturas infernales han desatado el caos y la corrupción en estas tierras, haciendo que los cazarrecompensas sean los héroes del cotarro, aunque no precisamente gracias a su honor.

hunt showdown game it

Estamos en una especie de tierra sin ley donde nuestro principal objetivo será dar cazas a poderosas criaturas, teniendo que pasar por encima de quien sea y como sea para conseguir el objetivo: la experiencia y el botín. Como podéis ver el juego se resume bastante fácilmente en unas pocas palabras, pero nada más lejos de la realidad en cuanto a la experiencia de juego y es que, ahí, hay muchísimo que decir.

Cazarrecompensas, monstruos y JcJ, todo puede salir mal

En los últimos años se ha intentado crear distintas experiencias multijugador en materia de shooters, desde los asimétricos hasta los battle royale, siendo estos últimos los que más éxito han recolectado. Sin embargo lo que tiene aquí Crytek con Hunt Showdown va bastante más allá de todo lo visto hasta ahora y es que tenemos una mezcla de shooter, survival horror, por momentos battle royale e incluso un título de sigilo.

Hunt Showdown tiene dos modos de juego principalmente: partidas rápidas, donde nos enfrentaremos hasta a 12 jugadores de manera individual, sin equipos, o el que realmente luce con luz propia: caza del botín. En este modo podremos entrar en un mapa solos o en equipos de dos o de tres, en un entorno bastante abierto en el que deberemos pasar por tres fases: búsqueda de la bestia, caza y extracción.

Como decíamos la ambientación juega un papel bastante importante y es que a nuestra disposición tendremos un equipo bastante limitado, así como armas de la época, con poca munición, realmente ruidosas y quizás todavía más imprecisas, trampas y nuestro ingenio. Se trata de un juego en el que, una vez alcancemos el nivel 10, nuestro cazarrecompensas morirán de manera permanente en el juego, por lo que andar con pies de plomo resulta fundamental. Pero, claro está, estamos en un mapa plagado de criaturas, otros jugadores que ganarán experiencia y equipo si acaban con nosotros, monstruos con habilidades únicas… donde además todo puede ser una trampa. Cristales rotos, cuervos que salen volando, caballos heridos que se asustarán y comenzarán a hacer ruido… todo puede acabar con nosotros si atraemos un número de enemigos que no podemos manejar o, lo que es peor, cazarrecompensas agazapados que estaban esperando su oportunidad.

hunt showdown game it

En ese sentido vamos a ver cómo la estrategia juega un papel bastante importante y es que las distintas fases tendrán distintos trabajos a realizar. Al principio deberemos seguir tres pistas, ocultas de manera aleatoria en el mapa, y que solo podremos encontrar mediante la visión oscura, que nos permitirá ver en el otro mundo para ir acotando la zona donde se esconde la criatura que buscamos. Una vez descubramos una podemos esperar tranquilamente a otros jugadores y cazarlos, ponerles trampas cerca para realentizarlos o simplemente intentar seguir para ver si damos con la criatura. La segunda fase ya es más complicada y es que una vez consigamos llegar a ella deberemos matarla y purificarla, momento en el que todo jugador podrá saber dónde estamos y entorpecernos para robarnos lo que es nuestro. Por si esto no fuera poco, una vez conseguimos salir de esta situación debemos irnos al borde del mapa para la extracción, donde una caravana nos espera para salir y reclamar lo que es nuestro, quizás el peor momento para que acaben con nosotros si nos emboscan…

Por suerte, la muerte permanente no es del todo mala y es que la experiencia que vayamos acumulando durante las pantallas se acumulará a nuestro perfil, momento en el que vamos desbloqueando equipo, habilidades pasivas y ganando monedas. En este sentido tenemos una moneda de cambio en el juego, que conseguimos saqueando cuerpos y haciendo misiones, y otra mucho más complicada de conseguir pero que podemos comprar con dinero real. Con esta última podemos comprar personajes y armas legendarias, lo que da una gran ventaja a los que se pasen cientos y cientos de horas, así como a los que se dejen su dinero real, lo que por momentos puede frustrarnos bastante al convertirse un poco en un pay-to-win.

Por un lado podremos subir el nivel de nuestros cazarrecompensas hasta nivel 50, pudiendo tener hasta 4 al mismo tiempo y escogiendo uno de ellos para el escenario que vayamos a jugar. Nuestra cuenta puede alcanzar hasta el nivel 100, momento en el que podremos resetear nuestro linaje y comenzar de nuevo de uno, con lo cual ganaremos una insignia.

Cry Engine y un ambiente magnífico

Como no se podía esperar de otra forma viniendo de Crytek, la compañía ha hecho un magnífico trabajo en cuanto al apartado gráfico y es que estamos ante los creadores del conocido motor gráfico, Cry Engine. La ambientación de Lousiana en Hunt Showdown es simplemente magnífica, con un uso de la iluminación que nos pone los pelos de punta por momentos, especialmente en escenarios dinámicos donde la metereología puede cambiar, así como ciclos de día y de noche. Aunque no todo es perfecto y es que hemos visto signos evidentes de popping, con las texturas tardando un poco en cargar.

hunt showdown game it

La experiencia en Xbox One S es bastante satisfactoria, gozando de unos bastante estables 30 FPS, que es como se han lanzado en consolas de manera única y exclusiva. En la versión de Xbox One X se pueden ver mejores texturas y resolución, así como en PC, que ya tenemos más FPS y muchas más opciones con las que jugar.

En cuanto al idioma y el sonido, solo tenemos voces en inglés, bastante bien dobladas, y textos en castellano, con algunas expresiones un tanto latinas y palabras en inglés que se han colado por el medio. Nada preocupante pero que no deja de destacar. La banda sonora nos traslada con mucho acierto a finales del Siglo XIX, a los pantanos de Lousiana, aunque debemos decir que las esperas con el matchmaking a veces se hacen bastante largas, lo que puede volver la música algo repetitiva.

En cuanto al sonido, la verdad es que es algo impresionante el trabajo que se ha conseguido con los efectos sonoros y es que si durante las partidas es importante no hacer ruido, escucharlo también es algo fundamental. El jugar con unos buenos cascos puestos nos parece prácticamente una necesidad, ya que la localización del sonido nos va a ayudar en más de una ocasión con su efecto 3D.

Conclusiones de Hunt Showdown

El título de Crytek nos deja muy buenas sensaciones, a pesar de que los shooters multijugador que no están de moda últimamente suelen acabar en fracaso. Tenemos un título con una gran ambientación y que nos ofrece horas de juego de manera bastante entretenida, especialmente si somos de los que le gusta la estrategia y en cada escenario sorprende a sus enemigos con distintas tácticas. Obviamente tiene sus problemillas, como es el lento matchmaking, pequeños bugs y que la moneda interna que se puede comprar nos puede dejar en una clara desventaja, pero en general el esfuerzo que ha realizado la compañía por ofrecernos algo único y novedoso es digno de mención.

Nota: 8

Lo mejor:

  • La ambientación y el cuidado que se ha puesto en que todos los elementos sumen a la experiencia.
  • Un sistema de juego novedoso y bien desarrollado.
  • La muerte permanente es parte de la diversión.

Lo peor:

  • Que tengamos que esperar a veces demasiado para poder jugar.
  • El pay-to-win que puede resultar a veces.
Categories
AnálisisvideoXbox One

Apasionado del mundo de los videojuegos, cine, música, rol, literatura... todo lo que tenga que ver con la creatividad. Escritor frustado con sus propios guiones.
    No Comment

    Leave a Reply

    *

    *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    Últimos posts

    RELATED BY