Corsair RM750X, review y unboxing

Corsair presenta la Corsair RM750X, su última bestia en fuentes de alimentación
Corsair RM750X destacada

Hace relativamente poco tuvimos el placer de tener en nuestros bancos de pruebas la fuente de alimentación Corsair RM750i, la cual nos sorprendió por su estabilidad y sobre todo por su funcionamiento. Hoy tenemos el placer de contar con la nueva de Corsair, justo en su lanzamiento, una fuente de alimentación que promete ir un poco más allá que la anteriormente mencionada: la Corsair RM750X.

Como siempre veamos el unboxing antes de entrar en materia:

Características técnicas

Como ya habéis podido observar en el vídeo, y al igual que pasaba en la Corsair RM750i, la Corsair RM750X es una fuente de alimentación con certificado de eficiencia 80+Gold, lo que nos garantiza hasta el 92%, totalmente modular y que utiliza para el cableado de componentes, accesorios y unidades ópticas (todos excepto el de placa base, CPU y GPU), de bajo perfil para que su organización, en la parte trasera de la caja (donde suele haber menos espacio) sea muchísimo más cómoda y práctica. Así mismo podemos ver que incorpora dos cables para GPU, lo cual es indicativo de que se puede utilizar en equipos con configuraciones multi-GPU, ya sea SLI o Crossfire. El cableado principal es mallado en nylon y semi-rígido, lo que evitará estrañas dobleces en la parte visible de nuestra caja (si tiene ventana lateral) facilitando una instalación limpia.IMG_3075 (Large)

En el análisis de la fuente de alimentación Corsair RM750i comentábamos que todos sus condensadores eran japoneses (de primera calidad) y que para los condensadores principales se habían utilizado una serie capaz de soportar temperaturas de hasta 105ºC. En el caso de la Corsair RM750X se ha ido un paso más allá, y es que el 100% de los condensadores de esta fuente de alimentación son japoneses y capaces de soportar esta temperatura, por lo que tenemos entre manos una fuente de alimentación prácticamente a prueba de bombas ya que se ha utilizado para su fabricación de lo bueno, lo mejor.

Al igual que ocurría en la RM750i nos encontramos ante una fuente de alimentación con idénticas dimensiones: de 150 x 86 x 180 mm, con un acabado en negro brillante y un ventilador de 135 mm. Dicho ventilador tiene el sistema ultra low noise de Corsair, por lo que estará totalmente apagado en cargas medias y bajas, entrando en funcionamiento únicamente cuando la carga de la fuente lo requiera. Gracias a esto obtendremos un funcionamiento prácticamente imperceptible mientras realizamos las tareas más cotidianas con nuestro equipo.IMG_3078 (Large)

En lo que a seguridad se refiere podemos observar que la Corsair RM750X cuenta también con las certificaciones de seguridad OVP, OCP, OPP, SCP, OTP, UVP que protegerán nuestra fuente y nuestro equipo de cualquier anomalía en el fluido eléctrico. Echamos en falta el botón de autotest que tanto nos gustó en la fuente de alimentación Corsair RM750i.

Cableado

Como comentábamos anteriormente encontramos dos tipos de cableado en esta fuente de alimentación, pudiendo dividirlos en dos grandes grupos por el tipo de acabado utilizado para éstos.

El cableado de componentes, accesorios y unidades ópticas es de bajo perfil y con un acabado engomado. Se utiliza este tipo de cableado para estos componentes del PC para que su organización, en la parte trasera de la caja (donde suele haber menos espacio) sea muchísimo más cómoda y práctica, no encontrando cables de gran tamaño que nos limiten a la hora de escoger la caja.

El cableado principal (GPU, CPU y placa base) es bastante más rígido y voluminoso, además cuenta con un acabado mallado en nylon y semi-rígido. Gracias a la utilización de este tipo de cableado se evitarán extraños y anti-estéticas dobleces en la parte visible de nuestro equipo. La longitud de este cableado permite realizar una instalación perfecta en cajas full tower, no sobrando prácticamente y, lo más importante, llegando a la perfección a todos los conectores organizando el cable por la parte trasera de la caja.

Test

Vamos a analizar los voltajes en reposo y estrés de la fuente de alimentación Corsair RM750X para comentar después los resultados. El equipo utilizado para testear la fuente de alimentación es el siguiente:

    • Procesador: Intel I7 4770K, cortesía de Mountain
    • Placa base: Gigabyte Z97X-UD5H-BK, cortesía de GigabytE
    • Fuente de alimentación: Corsair RM750X
    • Tarjeta Gráfica: MSI GTX760 Twin Frozr OC 2 GB
    • Disipador CPU: Noctua NH-U14S.

Reposo

Como era de esperar el funcionamiento de la Corsair RM750X con el equipo en reposo es excelente, no observándose ningún pico ni funcionamiento anómalo.

Estrés

Corsair lo ha vuelto a hacer en esta Corsair RM750X, tal y como cabía esperar tras haber analizado la RM750i observamos gráficas planas en todos los voltajes con pequeños picos, prácticamente insignificantes, en el raíl de 12V, además no se ha activado el ventilador en ningún momento durante la realización del test por lo que la fuente de alimentación puede soportar ésto y muchísimo más.

Conclusiones de la Corsair RM750X

Volvemos a descubrirnos ante una fuente de alimentación Corsair, tests con resultados dignos de matrícula de honor, materiales de primerísima calidad y un funcionamiento sumamente silencioso. Además añadir un sistema de cableado simplemente perfecto para la organización en el interior del equipo, eficiencia 80+gold y siete años de garantía.

Por todo esto otorgamos un merecidísimo galardón de platino de Game It a la fuente de alimentación Corsair RM750X y la recomendamos encarecidamente.

Corsair RM750X
Corsair RM750X
Categories
Análisis HardwareUncategorized

Generación del 82, me encanta el mundo de los periféricos, el hardware y los videojuegos. Llevo GameIt en la sangre
    2 Comments on this post.

    Leave a Reply

    *

    *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    Últimos posts

    RELATED BY